Las ultimas noticias en tecnología, ciencia y cultura digital.

Según John McAfee, el hack a Ashley Madison fue el golpe de una empleada molesta

John McAfee es famoso gracias a su compañía experta en seguridad informática, y por ser una persona excéntrica que parece disfrutar del uso de drogas. Después de realizar una minuciosa investigación concluyó que el hackeo a Ashley Madison fue un trabajo interno, y no solo eso, lo hizo una mujer molesta. Lo primero, puede tener sentido, lo segundo simplemente suena a McAfee.

Advertisement

El hecho es que aunque McAfee es alguien peculiar y que ha sido llamado loco más de una vez, es alguien con un pasado admirable en materia de seguridad informática, y por ello tantos computadores en el mundo usan un antivirus que lleva su nombre. Su investigación asegura que el atacante de Ashley Madison sabía muy bien cuáles eran las herramientas y medidas de seguridad empleadas por la compañía, por lo que es bastante probable que se trate de un ataque interno (y no sería la primera vez que sucede algo similar):

“¿Cómo descubrí que fue un trabajo interno? Gracias a revisar los [casi 40 GB de] datos que fueron liberados. Estaba claro que el hacker tenía un conocimiento bastante íntimo de la tecnología que usa la compañía en materia de seguridad. [...] Es muy raro que los hackers conozcan al detalle las medidas de seguridad empleadas por sus víctimas”.

Y tiene sentido. De hecho, la evidencia también indica que aquel famoso ataque a PlayStation (Sony) de hace varios años pudo haber sido realizado por uno o más empleados. Los ataques internos no son nada extraños, y un experto en seguridad como McAfee lo sabe.

Hasta aquí todo bien, el problema es cómo McAfee “supo” que el ataque fue responsabilidad de una mujer:

“Después de tantos años practicando lo que llaman ingeniería social estoy capacitado para identificar rápidamente el género de un individuo gracias al uso de frases y palabras cargadas emocionalmente [¿¿¿???]. Leyendo minuciosamente los dos comunicados del atacante, llegué a la conclusión de que se trata de una mujer.

Referirse a los hombres como “basuras infieles” es algo que solo haría una mujer. Además, el atacante asegura que comenzó su tarea de infiltración el día después de “San Valentín” hace varios años, y todos sabemos que ese día es para una mujer más importante que navidad, y los hombres lo detestan”.

Advertisement

Claro, John, tiene todo el sentido del mundo y no es nada cliché decir eso. Muy buena tu “ingeniería social”, sí.

Lo de McAfee asegurando que se trata de un trabajo interno es algo que deberíamos tomar muy en serio y los expertos en seguridad e investigadores involucrados en el caso considerar; las evidencias parecen indicar que sí es bastante posible.

Advertisement

Lo de pensar que la responsable tuvo que haber sido una mujer despechada porque le fueron infiel en el día de San Valentín es... bueno, una locura típica de este señor, supongo. [vía IB Times]

Advertisement

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter, Facebook o Google+ :)

Share This Story