En una copia de El Señor de los Anillos había un mapa. El libro era de Pauline Baynes y el mapa tenía anotaciones del puño y letra de JRR Tolkien. Baynes lo guardó ahí en 1969 mientras trabajaba en una edición ilustrada de la obra, con dibujos a color de la Tierra Media. 46 años después, el mapa reapareció.

Las anotaciones perdidas de Tolkien, escritas a lápiz y bolígrafo verde, nos descubren los lugares reales que le inspiraron al crear la Tierra Media. El autor apuntó que Minas Tirith, una localización clave en el tercer libro, se basa en la ciudad italiana de Rávena, y que Hobbiton está en la misma latitud que la verde Oxford (donde era profesor). Belgrado, Chipre y Jesuralén fueron otras de las referencias del filólogo.

San Marino vs. Minas Tirith

Las anotaciones también demuestran lo obsesionado que estaba con los detalles y lo difícil que podía ser trabajar con él: Tolkien corrige nombres y añade otros nuevos, al tiempo que da instrucciones precisas a Pauline Baynes sobre la flora y la fauna de cada lugar. Junto con las inscripciones del escritor, también estaban los bocetos de la ilustradora:

La librería Blackwell’s ha puesto el mapa a la venta junto con otros libros que pertenecían a Baynes, fallecida en 2008. Puedes hacerte con el mapa de la Tierra Media anotado por JRR Tolkien y Pauline Baynes por 60.000 libras.

Advertisement

Un precio justo por “la mejor pieza de ephemera de Tolkien que ha aparecido en los últimos 20 años” (según la empresa que la está vendiendo, claro).

[The Guardian]

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter y Facebook :)