Probablemente ya hayáis oído hablar del Vantablack. Bajo ese nombre se oculta un material nanotecnológico de un color negro tan intenso que absorbe prácticamente toda la luz. Recientemente, un artista compró los derechos de una variante de ese material, pero no hay que preocuparse. Sus creadores acaban de superarlo.

Surrey NanoSystems, que es la compañía británica responsable de Vantablack, acaba de crear una nueva versión del material. Es de un color tan negro que el intenso foco de luz de un puntero láser sencillamente desaparece al pasar sobre la sustancia.

Advertisement

De hecho, y según la propia compañía, el nuevo Vantablack tiene otra propiedad muy interesante. Es invisible a los espectrómetros incluso bajo el espectro infrarrojo y algunas otras longitudes de onda no vivibles al ojo humano.

De momento, el material no existe en un formato fácilmente aplicable como si se tratara de pintura. Los objetos sobre los que se quiera aplicar deben ser introducido en un reactor de plasma que se encarga de la cobertura de nanotubos de carbono. La única versión que se puede usar como si fuera una especie de pintura es precisamente Vantablack S-VIS, la que el artista Anish Kapoor acaba de comprar para uso exclusivo. [vía Surrey NanoSystems]

Sponsored

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter o Facebook :)