Viendo Novae uno casi se imagina a su creador grabando las espectaculares imágenes desde el telescopio espacial Hubble. La mala noticia es que el ser humano aún no ha fabricado un telescopio capaz de registrar semejante espectáculo. La buena es que Thomas Vanz no lo necesita.

Novae está hecho superponiendo diferentes tomas grabadas en un acuario. Vanz simplemente ha ido dejando caer tinta de colores hasta dar con los efectos adecuados. Después, los ha replicado y montado en After Effects hasta llegar al resultado final, una supernova simplemente bestial.

Advertisement

El realizador explica que el corto quiere ser un homenaje a maestros de la ciencia-ficción como Kubrick o Nolan Bajo estas líneas, hay dos vídeos en los que explica con más detalle el procedimiento de montaje y edición. Vanz es autodidacta, pero su talento ya le ha llevado a obtener contratos de realización con compañías como Audi o Bethesda. [Vimeo vía Neatorama]