Foto: Charles Krupa / AP Images.

Durante los últimos años hemos visto el regreso de los discos de vinilo como un formato en el que los músicos modernos ofrecen sus álbumes. Ahora es el turno de los cassettes. Cada vez más personas en el mundo están volviendo a disfrutar de este formato retro; es la nueva moda musical.

La discusión acerca de si los vinilos suenan mejor o no que el formato digital ha mantenido ocupados a los melómanos durante mucho tiempo. Sin embargo, todo el mundo sabe que los cassettes suenan mal, o al menos peor que un CD o un disco de vinilo.

Advertisement

Sin embargo, la nueva moda del cassette podría haber surgido gracias a la nostalgia y al hecho de que es más barato para los artistas independientes compartir su música en este formato antes que en cualquier otro.

Un reporte de la industria musical por parte de la firma BuzzAngle asegura que en 2016 se vendieron un 140% más cassettes que el año pasado en los Estados Unidos. Los artistas que publican sus álbumes en plataformas online como Bandcamp también los ofrecen en CDs y cassettes por un precio muy bajo, lo que ha disparado sus ventas. Finalmente, el fabricante de cassettes National Audio Company asegura que su producción ha incrementado un 20%.

Hoy en día existen sellos discográficos independientes que ofrecen a los músicos la posibilidad de vender sus creaciones en cassettes para bajar los costos y aumentar sus ganancias. Lo que comenzó como una curiosidad retro o hipster se está convirtiendo en un producto que realmente interesa al mercado audiófilo, ya sea por nostalgia o por el simple hecho de ofrecer una experiencia musical diferente.

Sponsored

Los cassettes tienen una peor calidad de audio que cualquier otro formato actual. Sin embargo, para el fanático se convierte en una pieza de colección y algo muy diferente a buscar una canción en Spotify. Lo “sucio” del sonido de un cassette incluso puede ser una ventaja. [vía Fast Company]


Síguenos también en Twitter, Facebook y Flipboard.