Apple acaba de presentar sus resultados financieros correspondientes a su segundo trimestre fiscal (enero-marzo de 2015). Las cifras aún no incluyen el Apple Watch y tenían por delante el récord del trimestre navideño. No importa. La compañía sigue subiendo como la espuma, esta vez hasta los 58 mil millones de dólares en ingresos y 13,6 mil millones en ganancias.

Como siempre, los iPhone siguen siendo el principal motor de crecimiento. Esta vez son los iPhone 6 y 6 Plus los que han tirado más del carro hasta lograr unas ventas globales de 61,2 millones de terminales. La cifra del trimestre bate incluso las previsiones de Wall street, que ya eran optimistas con 58,1 millones de unidades.

Las ventas de iPhone en China han sido tan bestiales como se espera e incluso más. Apple ha vendido más iPhones en el enorme país asiático que en Estados Unidos. Las ventas en China, de hecho, suman nada menos que el 71% del total de ingresos fuera de Estados Unidos. Tim Cook también asegura que este año han registrado más usuarios que llegan a iPhone desde otros sistemas operativos móviles.

Los iPhone suben, pero los iPad siguen bajando y lo hacen por debajo incluso de las previsiones. Solo se han vendido 12,62 millones frente a los 13,6 que se esperaban. Es una caída importante, sobre todo a tenor de que lleva renqueando ya varios trimestres seguidos. La bajada en las ventas de estas tabletas acumula ya un 23% respecto a 2014. No son los únicos que bajan en este tipo de dispositivos. En un mercado con smartphones cada vez más grandes, las tabletas comienzan a tener un uso más residual. Los ordenadores Mac también han tenido un ligero resbalón, con 4,56 millones de unidades frente a los 4,7 que se esperaban. A día de hoy, el efectivo de la compañía asciende a 194.000 millones de dólares.

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter, Facebook o Google+ :)