Nunca sabremos qué proyectos de videojuegos que nunca vieron la luz habrían funcionando siendo un éxito sin paliativos. Sin embargo, sí sabemos de historias que finalmente triunfaron aunque estuvieron a punto de no hacerlo. Fortnite, el apabullante éxito mundial, estuvo muy cerca de cancelarse.

Desde su lanzamiento en julio de 2017, Fortnite se ha convertido en un fenómeno de masas, sin embargo, casi se cancela en sus etapas de desarrollo, tal y como ha explicado el antiguo jefe de producción de Epic Games, Rod Ferguson.

Fergusson fue Director de producción en Epic Games hasta 2012, y durante una entrevista con Game Informer dijo que trató de cancelar Fortnite debido a los desafíos internos que el juego planteaba durante el desarrollo. Epic Games anunció por primera vez Fortnite en 2011, y tomó más de seis años de trabajo antes de que el juego estuviera listo para su lanzamiento. Según contaba Fergusson:

Si me hubiera quedado en Epic, habría cancelado Fortnite. Antes de irme intenté cancelarlo. Fortnite, cuando se trataba de Save the World ... ese fue un proyecto que tuvo muchos desafíos. Como director de producción en ese momento, ese juego no hubiera pasado los niveles de calidad y seguido adelante.

Entonces, cuando la gente me mira y dice ‘¿no te sientes mal al irte antes del éxito estratosférico de Fortnite?’ Yo digo que no, deberías sentirte realmente bien, porque ese juego que amas, esa sensación mundial, no existiría si me hubiera quedado en Epic.

Desde ese punto de vista hay poco que argumentar. Como el mismo Fergusson admite al final de la entrevista, “la verdad es que no pierde el sueño por eso, y estoy muy feliz por el éxito de Epic”. [Business Insider]