El director de documentales Andreas Sulzer ha descubierto lo que seg√ļn √©l era una c√°mara subterr√°nea de armamento utilizada por los Nazis. Bas√°ndose en informes de inteligencia de EE.UU. Rusia y Alemania, Sulzer asegura haber dado con esta c√°mara secreta ubicada junto a un campo de concentraci√≥n.

Advertisement

La sala subterr√°nea (foto de la entrada debajo) se ubica cerca del campo de concentraci√≥n de Mauthausen-Gusen, en Austria. Seg√ļn Sulzer, estar√≠amos ante el complejo de producci√≥n y prueba de armas m√°s importante del Tercer Reich. El director y su equipo han estado excavando en la zona y aseguran tener pruebas de que se trata de una c√°mara secreta de armas de los Nazis. Entre ellas, adem√°s del propio complejo hallado, est√°n las cartas de un f√≠sico austriaco quien escribi√≥ sobre c√≥mo los Nazis estaban experimentando con √°tomos en un b√ļnker secreto cerca de la localidad austriaca de St. Georgen an der Gusen, no muy lejos del campo de concentraci√≥n de Mauthausen-Gusen.

En sus trabajos de excavaci√≥n, Sulzer ha destapado una enorme entrada de granito bajo casi dos metros de tierra con escaleras que dirigen a una especie de b√ļnker. Tambi√©n una gran cubierta octogonal de cemento que aparec√≠a fotografiada en im√°genes de los Aliados durante la Segunda Guerra Mundial. Fotos posteriores ya no muestran esa cubierta de cemento, sino la zona de tierra que ahora Sulzer y su equipo han retirado.

Advertisement

Seg√ļn el diario Kleine Zeitung, las autoridades austriacas ha detenido ahora los trabajos arqueol√≥gicos alegando que Sulzer no tiene los permisos adecuados. En declaraciones al peri√≥dico Der Standard, el director asegura que la cubierta de cemento es en realidad la entrada a una gran sala, probablemente utilizada para cubrir las pruebas de los cohetes V-2.

Sulzer, quien ha encontrado tambi√©n en la excavaciones cascos enterrados de las SS (imagen debajo), asegura adem√°s que este b√ļnker subterr√°neo estar√≠a unido por t√ļneles a otro conocido complejo, las f√°bricas subterr√°neas de B8 Bergkristall. En estas f√°bricas de 55.000 metros cuadrados, los alemanes, con ayuda de prisioneros del campo de concentraci√≥n Gusen II, construyeron m√°s de 1.200 cazas Messerschmitt Me 262 y cohetes V-2. Tener una zona de pruebas cercana, como argumenta Sulzer, tendr√≠a bastante sentido.

Advertisement

Seg√ļn Sulzer, esta sala subterr√°nea los Nazis no solo probaron cohetes V-2, tambi√©n todo tipo de armas qu√≠micas, bacteriol√≥gicas y hasta posibles cabezas nucleares para equipar los propios V-2.

De momento, los trabajos de excavación están detenidos hasta que las autoridades austriacas decidan qué es lo que hay ahí debajo realmente, y si puede salir (o no) a la luz. Tal vez Sulzer se haya equivocado, tal vez no. No tardaremos mucho en comprobarlo. [vía Kleine Zeitung, Der Standard, Washington Post y Sploid]

Foto de apertura: t√ļnel en el complejo B8 Bergkristall, cercano al descubierto por Andreas Sulzer

Advertisement

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter, Facebook o Google+ :)