Photo: AP

Tim Wu es un abogado estadounidense especializado en antimonopolio, telecomunicaciones y derechos de autor que pasar√° a la historia por haber acu√Īado la famosa expresi√≥n ‚Äúneutralidad de la red‚ÄĚ. En una entrevista reciente con The Verge, Wu argumenta que el gobierno de Estados Unidos deber√≠a ‚Äúromper‚ÄĚ Facebook, separ√°ndola de WhatsApp e Instagram.

Seg√ļn el abogado, las grandes compa√Ī√≠as tecnol√≥gicas como Google, Amazon y Facebook son una creciente amenaza para la democracia del pa√≠s, una circunstancia que el gobierno podr√≠a combatir al estilo de Teddy Roosevelt: con una aplicaci√≥n agresiva de las leyes antimonopolio.

‚ÄúCreo que si analizas detenidamente la adquisici√≥n de WhatsApp e Instagram, ser√≠a f√°cil probar que los efectos de esas adquisiciones han sido anticompetitivos por varias razones‚ÄĚ, dice Wu.

‚Äú¬ŅCu√°l ser√≠a el da√Īo? Tendr√≠as tres competidores. No ser√≠a ‚ÄėOh, Dios m√≠o, si te deshaces de WhatsApp e Instagram, el mundo se derrumbar√°‚Äô. Ser√≠a ‚ÄėBueno, ahora tienes varias empresas que de verdad intentan ser una alternativa a Facebook‚Äô‚ÄĚ.

Advertisement

El gobierno de Estados Unidos no es ajeno a la pr√°ctica de dividir empresas cuando se vuelven demasiado grandes; ya lo hizo con Standard Oil y con la AT&T original. Ahora la pr√°ctica est√° quedando atr√°s y eso, dice Wu, est√° da√Īando la innovaci√≥n. El caso es que el gobierno aprob√≥ la compra de WhatsApp e Instagram cuando ambas eran competidoras de Facebook en pleno crecimiento. Por eso, separar las tres compa√Ī√≠as no ser√≠a dif√≠cil.

La Ley Antimonopolio Clayton de 1914 permite que las fusiones sean estudiadas por los posibles efectos anticompetitivos, y Wu cree que el caso contra Facebook es tan f√°cil que podr√≠a dividirse sin cambiar los est√°ndares de bienestar del consumidor. Est√° el hecho de que la competencia baj√≥ tras las adquisiciones de Instagram y WhatsApp, y tambi√©n existe la idea de que la cantidad de competidores de lo que Wu llama el ‚Äúmercado de la atenci√≥n‚ÄĚ disminuy√≥ al mismo tiempo.

‚ÄúLa forma m√°s f√°cil de hacerlo es comenzar separando WhatsApp e Instagram para que sean compa√Ī√≠as independientes‚ÄĚ, dice Wu. ‚ÄúCon suerte, esas compa√Ī√≠as intentar√°n introducir mejores opciones de privacidad y nuevas funciones de redes sociales. Ahora mismo, dado que todas son propiedad de la misma empresa, en realidad nunca se les permite alcanzar la nave nodriza y ser un verdadero sustituto de Facebook. Creo que WhatsApp est√° en una posici√≥n a√ļn mejor [que Instagram], francamente, para tratar de hacerlo. Tienen un excelente servicio de mensajer√≠a que todo el mundo ama‚ÄĚ.

Advertisement

Facebook no est√° en su mejor momento. El √ļltimo estudio de Pew Research sobre el mercado norteamericano se√Īala que 1 de cada 4 estadounidenses ha borrado la aplicaci√≥n de su tel√©fono en el √ļltimo a√Īo. El 42% dice que en alguna ocasi√≥n pas√≥ semanas sin mirar la red social y m√°s de la mitad ha modificado sus ajustes de privacidad para evitar que su informaci√≥n acabe en manos no deseadas, como ocurri√≥ con la empresa Cambridge Analytica.