Hubo un tiempo en que los anuncios del buscador de Google estaban bien diferenciados de los demĂĄs resultados, pero los Ășltimos rediseños han logrado confundirlos con las pĂĄginas que no han sido promocionadas.

En el diseño de 2017 —al que estamos acostumbrados— la publicidad se muestra con una etiqueta verde y la palabra “Ad” o “Anuncio” dentro de un recuadro. No es tan evidente como la etiqueta amarilla del diseño anterior, pero aĂșn se entiende que es publicidad, no un resultado orgĂĄnico.

En el nuevo diseño, que Google estrena hoy para la versiĂłn mĂłvil, la etiqueta “Ad” aparece en negrita y sin recuadro en la parte superior izquierda del anuncio, junto a la direcciĂłn web. El problema es que ahora todos los resultados pueden mostrar un icono en la esquina superior izquierda, asĂ­ que, visualmente, la palabra “Ad” se confunde aĂșn mĂĄs.

Aunque hay anuncios Ăștiles que ahorran tiempo y te descubren buenas ofertas, otros intentan confundirte para que acabes comprando un producto, o contratando un servicio, a travĂ©s de un intermediario o de una tienda que no es la que habĂ­as ido a buscar.

Advertisement

SegĂșn Google, el objetivo de este diseño es “ayudar a las personas a encontrar rĂĄpida y fĂĄcilmente la informaciĂłn que estĂĄn buscando”. Por ejemplo, los resultados de Gizmodo se agruparĂ­an en una Ășnica tarjeta distinguida por el icono de nuestra pĂĄgina: la G blanca con fondo negro.

Advertisement

Si tĂș tambiĂ©n tienes una pĂĄgina web y quieres configurar tu propio icono para cuando salgas en Google, puedes hacerlo siguiendo estas instrucciones.

Ademås de iconos, en el nuevo diseño de Google veremos nuevos formatos que trascienden al texto, como objetos 3D con los que podremos interactuar en realidad aumentada.