Las ultimas noticias en tecnología, ciencia y cultura digital.

El último portátil de Alienware es la mezcla perfecta de potencia, precio y portabilidad

Imagen: Alex Cranz (Gizmodo)

De repente, parece que casi nadie hace ya ordenadores portátiles como Alienware: grandes, ruidosos y rápidos. La mayoría de los grandes fabricantes de portátiles para gamers han adoptado el tipo de diseño que popularizó Razer, y que más tarde fue respaldado por el diseño Max-Q de Nvidia, dando lugar a unos portátiles más delgados y que prescinden de algo de potencia en favor de la portabilidad. Pero eso no ocurre con Alienware. Y el Alienware m15 destaca porque es realmente grande, y realmente potente. Y además, resulta que es sorprendentemente portátil.

Sorprendentemente portátil para tratarse de un ordenador tan potente, claro. El m15 es un ordenador de 15 pulgadas, lo que significa que ya de por sí es bastante grande. Además es un portátil gaming, lo que supone que tiene muchos más ventiladores y disipadores para que no se dispare la temperatura, y una batería potente para que aguante encendido más de una hora. Todas las versiones del Alienware m15 vienen equipadas con una CPU Intel i7-8750H. La versión más barata, de $1.380, tiene 8 GB de RAM, un disco duro de 1 TB, una pantalla de 15 pulgadas y 60 Hz, y una Nvidia GTX 1060. Pero todas las demás versiones vienen con 16 GB de RAM y al menos un SSD de 256 GB además del HDD de 1 TB. También puedes elegir una Nvidia GTX 1070, y una pantalla 1080p de 144Hz; o una pantalla 4K de 60Hz. Ésta última solo está disponible para el portátil de $2.250. La versión que tenemos para esta review tiene una 1070, 16 GB de RAM y una pantalla de 144Hz. Actualmente está disponible por $1.950, lo que significa que es más barato que el pequeño y liviano Razer Blade de $2.200 que probé este año, y que era prácticamente igual (aunque opta por una 1060 en lugar de la 1070).

Advertisement
¡Este portátil todavía tiene Ethernet!
Foto: Alex Cranz (Gizmodo)

El Alienware m15 y el Razer Blade son un dos productos interesantes para comparar, ya que representan dos filosofías muy diferentes de lo que debe ser un portátil gaming en términos de diseño. Razer apuesta por un diseño elegante y portable, y cuida la faceta gaming a través de la iluminación RGB de sus teclados. Pero Alienware opta por algo un poco menos manejable y mucho más llamativo. Sí, también trae un teclado RGB, pero además tiene un color plateado brillante o un rojo intenso, y posee un diseño muy característico que lo identifica claramente como un portátil para gamers. En una habitación con poca luz, el Razer podría desactivar las luces del teclado y parecer un portátil cualquiera. Esto no ocurre con el Alienware. Tiene un look gaming inconfundible, y tendrás que aceptarlo si quieres hacerte con él.

Lo que resulta sorprendente es su peso. Los portátiles de Alienware tienden a pesar dos kilos y medio o más, y con frecuencia son muy gruesos, casi tanto como un buen libro. Pero el m15 pesa solo 2,2 kg, eso es tan solo 0,05 kg más que el Razer Blade, y 1,3 kg más ligero que la generación anterior de portátiles Alienware de 15 pulgadas. Esto lo han conseguido gracias a un nuevo diseño que sustituye todo el aluminio del dispositivo por magnesio, que pesa menos.

Foto: Alex Cranz (Gizmodo)
Advertisement

Pero más ligero no significa más pequeño en todos los sentidos. Sí, con 0,705 pulgadas, es más delgado que el Alienware de 15 pulgadas del año pasado (una pulgada) y que el Razer Blade (0,78 pulgadas), pero sigue ocupando mucho espacio en un escritorio. Alienware necesitaba incluir un disipador de calor y una gran cantidad de elementos de refrigeración adicionales para evitar que las entrañas del ordenador se sobrecalienten, y para eso necesita espacio, solo que en lugar de aumentar el grosor, Alienware optó por aumentar la profundidad del portátil. Tiene una profundidad de 27,4 cm, lo que significa que ocupa casi 4 cm más en tu escritorio si lo comparamos con un ordenador como el Razer Blade, que tiene 23,5 cm de profundidad. Esto es algo importante, porque significa que no puedes usar este portátil en espacios pequeños como en la cabina de un avión (a no ser que compres un asiento en primera clase), o en una de esas cafeterías modernas con mesas diminutas.

Las rejillas de ventilación de la parte trasera expulsan mucho calor.
Foto: Alex Cranz (Gizmodo)
Advertisement

Pero mira, todo este peso y tamaño es el coste que estarás pagando por tener un portátil muy rápido. No es el más rápido. MSI hizo un monstruo de 4,5 kg que supera al m15 en cualquier benchmark. Pero en comparación con el Razer Blade, que cuesta más y pesa un poco menos, el m15 es rápido. En juegos más antiguos como Rise of the Tomb Raider, la diferencia de rendimiento no era terriblemente significativa; el m15 promediaba 78 frames por segundo en comparación con los 70 del Blade a 1080p, con todos los ajustes en “Muy alto”. Pero en el Far Cry 5, un juego más exigente lanzado este mismo año, promediaba 79 fps, mientras que el Razer Blade solo 61. Esto es a 1080p y con los gráficos configurados en “Ultra”. Si configuras los gráficos en “Alto”, comenzarás a apreciar la pantalla de 144Hz, y te enfrentarás a los leones como si los tuvieras delante.

Desafortunadamente, toda esa velocidad hace que tu portátil tenga que poner sus ventiladores a toda máquina para mantenerse a baja temperatura, y son realmente ruidosos. Querrás jugar con los auriculares puestos, te lo aseguro. También querrás evitar jugar en la cama. Como Alienware nos ha comunicado en numerosas ocasiones, construye sus portátiles para jugar sobre un escritorio. Por eso disipan el calor por la parte inferior del ordenador. Cuando medí la temperatura después jugar Far Cry 5 y Rise of the Tomb Raider, descubrí que llegó a tener un pico de temperatura de 53 grados Celsius. Esto parece demasiado calor para que lo tengas sobre tu regazo durante mucho tiempo.

Advertisement
Foto: Alex Cranz (Gizmodo)

¿Y qué hay de la duración de la batería? No esperes 10 horas o más. Este podrá ser uno de los ordenadores portátiles más ligeros y finos que Alienware haya fabricado, pero aún sigue siendo un portátil gaming, y en nuestra prueba de batería, donde transmitimos un vídeo de YouTube con un brillo de pantalla de 200 nits, el Alienware m15 se apaga después de 6 horas y 35 minutos. El Razer Blade duró casi una hora más (7 horas y 21 minutos), pero el Razer Blade tampoco rinde igual con los videojuegos, y además es mucho más caro.

Advertisement

Hay portátiles gaming mucho más baratos. Samsung, HP e incluso la empresa matriz de Alienware, Dell, fabrican portátiles para jugar y cuestan menos de $1.000. Pero el Alienware m15, al igual que el Razer Blade, no es para jugar de vez en cuando. Son ordenadores que sirven para jugar a los juegos más recientes, y con los que podrás jugar también en los años venideros. Lo que es más importante, es que por fin son realmente portátiles, y si estás buscando uno que combine portabilidad y rendimiento, creo que el Alienware m15 es tu mejor opción. No solo tiene un look un poco más “gamer” que el Razer Blade, sino que también es más rápido y más barato.

Foto: Alex Cranz (Gizmodo)
Advertisement

En resumen

  • Juega títulos AAA desde 2018 a más de 60 frames por segundo.
  • Es más barato que otros ordenadores portátiles similares como el Razer Blade.
  • Es el portátil más delgando que Alienware ha fabricado hasta la fecha.
  • Pero aún sigue siendo algo grueso, y la vida útil de su batería tiene mucho margen de mejora.
  • Los ventiladores son ruidosos.

Share This Story