Mientras que la industria aeroespacial americana está trabajando bastante duro para crear la próxima generación de bombarderos de la Fuerza Aérea de los Estados Unidos (USAF, según sus siglas en inglés), Rusia tiene un programa similar en desarrollo, conocido como "PAK-DA". Parece que la configuración general del avión ya tiene la forma que vemos en la imagen anterior, incluyendo un diseño subsónico.

Advertisement

PAK-DA es el proyecto de Rusia para dar vida a la próxima generación de aviones bombarderos de largo alcance, los cuales algún día reemplazarán tanto al Tu-95 Bear como al Tu-160 Blackjack, y posiblemente también al Tu-22M Backfire. Al igual que sucedió con el próximo bombardero norteamericano que pasó de ser un concepto de gama alta a uno con objetivos más limitados y realistas, el PAK-DA también redujo sus expectativas de rendimiento y capacidades, aún más que el próximo bombardero de la USAF.

Originalmente, el avión se suponía que no solo sería muy sigiloso y casi indetectable, sino también extremadamente rápido, y es que según declaraciones de oficiales rusos sería una "aeronave hipersónica". Aún y cuando esto haya sido un malentendido o una exageración de declaraciones, estaba muy claro que Rusia quería que PAK-DA fuera capaz de alcanzar altas velocidades mach. Esta característica ha cambiado de una forma drástica desde entonces, dado que ahora se ha confirmado que el PAK-DA será una aeronave subsónica con un diseño más centrado en el largo alcance que en cualquier otra cosa.

Advertisement

El diseño de fuselaje integrado, que recuerda mucho al del NASA X-48, parece haber sido la causa principal del cambio de enfoque de diseño de este avión. Tomando esto en cuenta, quizás el PAK-DA puede tener los mismos fallos de diseño que la próxima generación de aviones de combate rusos, los PAK-FA (mejor conocidos como Sukhoi T-50). Eso sí, aunque todo apunta a que el diseño y configuración del PAK-DA será similar al del PAK-FA, el bombardero incluirá en su fuselaje integrado múltiples bahías de armas.

Nada menos que la legendaria oficina de diseño Tupolev es la responsable del diseño del PAK-DA. Todavía no han sido reveladas rodas las características del nuevo bombardero supersónico ruso, pero sí se conoce que el peso de este avión será de aproximadamente 125 toneladas y estará capacitado para volar más de 12 mil kilómetros.

Al igual que ha sucedido con la nueva generación de bombarderos norteamericanos, Rusia ha retrasado el primer vuelo de su PAK-DA en varias ocasiones. Aún así, el pasado mes de mayo se anunció la fecha "definitiva" de su entrada en servicio:

"El primer vuelo se debe realizar en el año 2019. Luego el estado realizará las pruebas de construcción y materiales correspondientes, para que pueda entrar en servicio en el año 2023".

Advertisement

Y esto lo piensan cumplir incluso cuando Rusia atraviesa una crisis financiera debido a la caída del precio del petróleo, y las sanciones que se le han impuesto por estar involucrados en la crisis de Ucrania.

A finales del año pasado fueron probados los motores que se supone llevará el nuevo PAK-DA, los cuales están siendo desarrollados por la Oficina de Diseño Kuznetsov, y son una variable más moderna de los motores NK-32, que actualmente son los que llevan los bombarderos Tu-160 Blackjack de Rusia, y que son considerados uno de los mejores diseños de motores de la era soviética.

Advertisement

Aún y cuando el tiempo en el que Rusia planea cumplir todos los objetivos con su nuevo bombardero sea demasiado optimista y termine entrando al servicio en el año 2030, de todas formas será un gran logro. Y es que para ese entonces sus bombarderos de largo alcance Tu-95 Bear ya tendrán 75 años de edad, por lo que deben entonces comenzar a reemplazarlos, más si tomamos en cuenta el incremento en los vuelos en todo el mundo de bombarderos rusos durante los últimos años (aunque esto haya molestado a la OTAN).

Puede que el PAK-DA no sea tan sigiloso como su contraparte estadounidense, el LRS-B, pero este factor en realidad es bastante relativo cuando se trata de un avión bombardero de este tipo, cuyo trabajo es lanzar misiles de largo alcance. Al reducir la firma de su radar puede fácilmente llegar a volar sobre su objetivo y lanzar su ataque sin detección previa.

Advertisement

Por ahora no se ha hablado del PAK-DA como un avión que cumpla otra función más que ser un bombardero. Mientras que Estados Unidos desarrolla su bombardero de largo alcance para también cumplir otro tipo de misiones (vigilancia y comunicaciones, por ejemplo), el PAK-DA está siendo diseñado para no tener que perder mucho tiempo volando sobre territorio enemigo, lo que reduce su costo de producción y a su vez acelera su desarrollo.

Rusia piensa que necesita un nuevo "camión de armas" de largo alcance, y el PAK-DA es este camión. Ahora solo queda esperar para ver qué surge de su desarrollo, si es que algo surge. Y es que la crisis económica de Rusia podría empeorar si el precio del petróleo sigue cayendo y se le siguen imponiendo más sanciones internacionales. Además del proyecto de los nuevos PAK-DA Rusia también quiere reparar y actualizar su flota naval (que también está entrada en años), y construir nuevos tanques y modernizar su arsenal de misiles. Será interesante ver cómo hace el Kremlin todo esto sin afectar programas y presupuestos dedicados a la calidad de vida civil.

Advertisement

Algunos de los costos del desarrollo del PAK-DA podrían reducir al asociarse con otras naciones en el proyecto, como China o la India, aunque hay rumores de que los chinos están desarrollando sus propios aviones bombarderos sigilosos. De cualquier forma, China también dice que necesita un nuevo arsenal de armas de largo alcance, lo que supone un costo muy alto, por lo que tendría mucho sentido asociarse con Rusia para esto, especialmente considerando que los rusos tienen algo que les hace falta a los chinos: tecnología avanzada de motores de propulsión.

De cualquier forma, pocas cosas tienen mayor efecto para intimidar a sus enemigos potenciales que los bombarderos de Rusia. Ver volar un Tu-85 sobre la costa de un país de la OTAN tiene muchísimo mayor impacto geopolítico que la idea de un misil escondido dentro de un tubo en algún lugar del mundo y que pasa en ese lugar prácticamente toda su vida útil. Esta es la razón más importante por la que construir más de estos bombarderos amenazadores es más prioritario para Putin que cualquier otro proyecto militar, sobre todo tomando en cuenta que el presidente ruso sabe muy bien cómo jugar al juego de la propaganda y la guerra psicológica.

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter, Facebook o Google+ :)