¿Es bueno que los niños jueguen a videojuegos en lugar de realizar otras actividades? Según una nueva investigación de la Universidad de Oxford, Reino Unido, jugar un poco cada día puede ayudar al desarrollo de niños entre 10 y 15 años. Los científicos ponen el límite en menos de una hora diaria. Más tiempo podría de hecho ser perjudicial.

El estudio, liderado por el doctor Andrew Przybylski, y publicado ahora en el portal científico Pediatrics, analiza las respuestas de 5.000 niños británicos sobre sus hábitos de uso de videojuegos (el 75% de los cuales aseguraron jugar diariamente), además de aspectos psicológicos y sociales: felicidad, relación con otros niños, capacidad de atención...

Advertisement

Como adelanta la BBC, al comparar los resultados, los niños del estudio que aseguraron jugar menos de una hora diaria reportaron mejores niveles de interacción social positiva, menos problemas emocionales y menores niveles de hiperactividad. Sin embargo, quienes reportaron jugar más de tres horas diarias eran los menos adaptados socialmente.

Según Przybylski, una posible explicación de los resultados es que jugar a videojuegos es algo ya normal entre niños, por lo que ofrece un lenguaje común para interactuar, frente a aquellos que no juegan y pueden sentirse desplazados. A pesar de los datos, Przybylski señala que las relaciones familiares tienen un mayor efecto sobre el comportamiento del niño. Es decir, jugar a videojuegos menos de una hora al día podría ser beneficioso, pero al final dependerá de las relaciones familiares para que sea realmente así o no. De todas formas, el debate sigue abierto: numerosos investigadores y psicólogos afirman que juegos violentos sí pueden afectar de forma negativa a las capacidades cognitivas de los niños y su desarrollo. [Universidad de Oxford vía BBC]

Foto: Federico Rostagno/Shutterstock

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter, Facebook o Google+ :)