Image: Meghan Schiller (Facebook Live)

Cuando la periodista Meghan Schiller fue interrumpida por un agente de policía, primero pensó que estaba bromeando. “¿Se da cuenta de que me llamaron porque había una loca hablando sola?”, dijo el agente mientras Schiller seguía emitiendo en directo a través de Facebook Live.

“Estoy cerca del centro comercial Great Valley y un oficial me acaba de decir que alguien llamó a la policía porque había una loca hablando sola junto a la carretera, pero estaba de broma”, explicó a la cámara con una sonrisa. Fue en ese momento cuando el agente le dijo que no era broma: alguien había llamado al 911 preocupado por la conducta de la reportera.

El extraño incidente puede verse sobre el minuto 5 de este vídeo. Meghan Schiller, una reportera de la KDKA en Pittsburgh, Pensilvania, emitía en directo a un lado de la carretera cuando un coche patrulla se detuvo junto a ella y su compañero, que había estado todo el tiempo metido en el vehículo.

Advertisement

Al darse cuenta de que la mujer no estaba loca y simplemente hablaba a través de la cámara del teléfono, el oficial se marchó, dejándonos a todos con una pregunta en mente: ¿quién demonios ve a una persona hablando sola en el siglo XXI y piensa que lo más probable es que esté loca?

“Esta es la experiencia más extraña de mi carrera, más que cuando me robaron mientras estaba cubriendo una noticia en mi primer trabajo”, dijo Schiller a BuzzFeed News. “Me alegro de que arrancara unas risas”.