Aparte de filántropo y de ser una de las personas más ricas del mundo, Bill Gates también es un ávido lector. El fundador de Microsoft ha publicado en su blog personal una entrada con los mejores libros que ha leído este 2014. Si te has quedado sin lectura, quizá te de unas cuantas ideas.

Aunque el propio Gates reconoce que no ha sido premeditado, la mayor parte de estos títulos imprescindibles del año giran en torno a los negocios y las finanzas. No todos los títulos que recomienda son de 2014, pero es cuando han caído en sus manos. Esta es la lista completa. En el vídeo a continuación, Gates ofrece un comentario personal a las obras. Si lo tuyo es más la ciencia-ficción que los negocios, entonces no te pierdas nuestro especial de novelas imprescindibles para estas navidades.

Aventuras sobre negocios (Business Adventures, por John Brooks): Gates explica que este es el mejor libro de negocios que ha leído nunca. Se lo recomendó el mismísimo magnate Warren Bouffet, y es una recopilación de historias empresariales escrita por el periodista del New York Times John Brooks.

El Capital en el siglo XXI (Capital in the Twenty-First Century, por Thomas Piketty): Pese a su nombre, este libro es todo un ensayo sobre la desigualdad, y sobre las medidas que pueden tomar los gobiernos para reducir la brecha económica entre sus pueblos.

Cómo funciona Asia (How Asia Works, por Joe Studwell): Una obra fundamental para conocer como los países asiáticos han logrado pasar, en muchos casos, de una economía netamente agrícola, a estar entre las naciones más pujantes financiera y tecnológicamente.

El efecto Rosie (The Rosie Effect, por Graeme Simsion): Continuación de El Proyecto Rosie (The Rosie Project), esta divertida obra explica cómo funcionan las relaciones (de cualquier tipo) y qué podemos hacer para mejorarlas.

Advertisement

Fabricando el mundo moderno: Materiales y desmaterialización (Making the Modern World: Materials and Dematerialization, por Vaclav Smil): El último libro que recomienda Gates versa sobre cómo producir lo mismo, pero economizando en las materias primas que utilizamos, desde los envases, hasta la fabricación.

Foto: AP

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter, Facebook o Google+ :)