Las ultimas noticias en tecnología, ciencia y cultura digital.
Las ultimas noticias en tecnología, ciencia y cultura digital.

Skullcandy Indy ANC: unos audífonos con cancelación de ruido y graves potentes a un precio asequible

La comodidad de uso y una buena pegada en graves son las señas de identidad de los Indy ANC

Imagen para el artículo titulado Skullcandy Indy ANC: unos audífonos con cancelación de ruido y graves potentes a un precio asequible
Foto: Carlos Zahumenszky / Gizmodo

Los Indy ANC vienen a llenar un hueco muy específico en el extenso catálogo de Skullcandy: el de los auriculares tipo Airpods con cancelación de ruido. Si ampliamos el foco, también vienen a llenar un hueco en el mercado general de auriculares, el de los Airpods con cancelación de ruido baratos.

Advertisement

Los Indy ANC son, de hecho, herederos en diseño de los Indy True Wireless, aunque su diseño se parece más al de los Indy Fuel. Su forma recuerda un poco a la de unos Airpods Pro, pero con el tallo plano y en color negro. Una caperuza de silicona con un arco permite fijar los audífonos cómodamente a la oreja. La caja de los Indy ANC viene con tres tamaños de esta caperuza y otros tantos tamaños de las puntas de silicona para que podamos elegir el que mejor nos aísle y se ajuste a nuestro canal auditivo. Los auriculares no son a prueba de agua, lo cual no los hace los más indicados para hacer ejercicio, pero al menos no se caen al correr o saltar. En defensa de su ergonomía debo decir que son mucho más cómodos de lo que parece.

Los Indy ANC se cargan mediante un estuche bastante voluminoso (5,52 x 6,29 x 2,77 cm y 76 gramos) comparado con el de otras marcas como Jabra, Sennheiser o incluso Sony, que ha recortado bastante el tamaño de sus estuches en la última versión de los WF-1000XM4. La comparación, de todos modos, es un poco injusta porque hablamos de unos audífonos mucho más baratos. Los Indy ANC cuestan 120 euros. Es mucho menos de la mitad de lo que cuestan unos Airpods Pro, unos Bose o unos Sony. Se trata pues de unos audífonos de gama media pensados para que el que busque unos True Wireless con cancelación de ruido a un precio que no le destroce el bolsillo.

Imagen para el artículo titulado Skullcandy Indy ANC: unos audífonos con cancelación de ruido y graves potentes a un precio asequible
Foto: Carlos Zahumenszky / Gizmodo

¿Qué es lo que obtenemos a cambio? Pues unos auriculares que cumplen perfectamente su cometido con un sonido que puede no ser el mejor que hay ahí fuera en términos de claridad y matices, pero que tiene muy buena pegada en graves. Sus altavoces internos son de 12mm, con una impedancia de 32 Ohmnios y una frecuencia de respuesta de 20 Hz a 20KHz. Es bastante estándar entre auriculares de gama media o media-alta.

Imagen para el artículo titulado Skullcandy Indy ANC: unos audífonos con cancelación de ruido y graves potentes a un precio asequible
Foto: Carlos Zahumenszky / Gizmodo
Advertisement

Al final todo es cuestión de con qué compares. Si siempre has tirado de los auriculares que vienen con los móviles, los Indy ANC te van a parecer una maravilla. Si vienes de unos auriculares de 400 euros, pues sí que notarás que el sonido de estos no es tan limpio o cálido. Con todo no puedo decir que suenen mal en absoluto. Al igual que los demás modelos recientes de Skullcandy, los Indy ANC se pueden calibrar mediante un sencillo test de audio que compensa las posibles deficiencias que podamos tener ajustando por software las diferentes frecuencias. Dicho de otro modo, si eres un poco duro de oído a las frecuencias altas, las elevará para que la música te suene más equilibrada.

Imagen para el artículo titulado Skullcandy Indy ANC: unos audífonos con cancelación de ruido y graves potentes a un precio asequible
Foto: Carlos Zahumenszky / Gizmodo
Advertisement

El software de gestión de Skullcandy no permite ecualizar los audífonos a nuestro antojo. Tan solo se puede elegir entre activar o no el sonido personalizado, activar o no la cancelación de ruido, alternar entre tres modos preecualizados (cine, música o podcasts) y poco más. El manejo de los audífonos en sí es sencillo y se basa en botones táctiles. Con un clic podemos subir o bajar el volumen. Con un doble clic atendemos llamadas entrantes o activamos el asistente de voz, y con un clic sostenido cambiamos entre canciones. Es fácil e intuitivo de usar, y los controles responden bastante bien.

La conexión Bluetooth soporta el codec SBC, pero no AAC ni AptX. Lo que significa que no son lo más adecuado para audio en alta definición. La cancelación de ruido no está mal, pero está lejos del brutal aislamiento del entorno que consigues con los Sony WF-1000XM4. Simplemente ayuda a apagar un poco el ruido ambiental gracias a un juego de cuatro micrófonos. La batería rinde alrededor de 9 horas que descienden a cinco si activamos la cancelación de ruido. El estuche de carga amplia esa autonomía en 23 horas más (14 con cancelación). La carga es por USB.-C y es realmente rápida.

Advertisement
Imagen para el artículo titulado Skullcandy Indy ANC: unos audífonos con cancelación de ruido y graves potentes a un precio asequible
Foto: Carlos Zahumenszky / Gizmodo

En resumen

Los Skullcandy ANC son una buena opción si buscas auriculares tipo Airpods Pro a buen precio y con un sonido y cancelación aceptables. Lo que ofrecen me parece muy apropiado para lo que cuestan, y desde luego serán de tu agrado si te gusta escuchar música con mucha pegada de graves. Además, son cómodos, fáciles de usar y cargan rápido. No se puede pedir mucho más a este precio.