Imagen: Sam Woolley

El Congreso de Estados Unidos ha aprobado una ley que impide que las empresas tomen represalias contra los clientes que publican opiniones negativas en Internet. Ahora los estadounidenses pueden dejar comentarios de una estrella en Yelp sin miedo a ser intimidados o demandados.

Advertisement

La nueva Consumer Review Fairness Act, introducida en 2014, anula cualquier contrato que impida a los usuarios de un bien o servicio publicar opiniones de todo tipo y prohíbe a las empresas imponer sanciones a quienes realizan este tipo de comentarios en Internet o fuera de Inernet. Además la Comisión Federal de Comercio podrá castigar a las empresas que no cumplan con la ley.

“Los comentarios sobre dónde comprar, comer o alojarse en sitios web como Yelp o TripAdvisor ayudan a los consumidores a tomar decisiones informadas sobre dónde gastar su dinero”, señaló el senador hawaiano Brian Shatz. “Cada consumidor tiene el derecho de compartir sus experiencias y sus opiniones honestas de cualquier negocio sin temor a las represalias legales”.

Advertisement

La ley ha sido aprobada por unanimidad en la Cámara de Representantes. Ahora solo necesita la firma de Obama para entrar en vigor.