Emiratos Árabes Unidos ha puesto en marcha un nuevo y colosal proyecto arquitectónico. Y sorprende no solo por su diseño, también porque, como casi todo en ese país, se levantará en mitad del desierto. Es un nuevo aeropuerto internacional de 700.000 metros cuadrados en el que, ahora mismo, más de 12.000 operarios trabajan sin descanso para finalizarlo.

Advertisement

Según el diario de los EAU, The National, el complejo se construirá con más de 84.000 toneladas de acero y miles de paneles de cristal. El hall central de salidas tendrá 50 metros de alto y contará hasta con una galería de arte de 8.400 metros cuadrados. No muy lejos, otros dos aeropuertos, uno en Dubái y otro en Doha, están también en plena construcción. ¿Habrá suficiente demanda para semejante infraestructura? El tiempo dirá. [The National vía DesignBoom]

Advertisement

Advertisement