Apple aprueba un juego de tiros para mayores de 4 años... de la Asociación Nacional del Rifle

Si lo que buscaba la NRA, la Asociación Nacional del Rifle norteamericana, es volver a abrir el debate sobre la cultura de las armas en EE.UU., lo va a conseguir.

La organización acaba de lanzar en el App Store un juego de tiros llamado NRA: Practice Range. Lo hace solo un mes después de la matanza de Newtown que ha conmocionado a medio mundo, y lo califica como apto para mayores de 4 años. Apple lo ha aprobado sin miramientos. ¿Provocación de la NRA y fallo de juicio de Apple o aquí no ha pasado nada?

Advertisement

La aplicación (capturas de pantalla arriba y debajo), desarrollada por el estudio Medl Mobile para la NRA, es una mezcla de juego de prácticas de tiro con decenas de modelos de armas entre las que escoger (también se pueden comprar) y, a la vez, un centro de información con noticias de la NRA y "consejos" acerca del correcto uso de armas. Por ejemplo: "guárdalas de forma que no estén accesibles a personas no autorizadas" o "nunca tomes drogas o alcohol antes o durante el uso de armas".

La iniciativa quizás habría pasado desapercibida si no fuera porque el juego aparece solo un mes después de la matanza de Newton en la que murieron 27 personas, 20 de ellas niños, porque, según su calificación, es apto para cualquier persona con más de 4 años, y porque a Apple todo esto le parece fenomenal.

La cuestión no es si los juegos violentos tienen algo que ver o no, por remoto que sea, en tragedias como las de Newton. Ese debate es absurdo y un ejemplo más de neoludismo.

Advertisement

La cuestión respecto a este juego, o mejor dicho, cuestiones, son: ¿realmente necesitaba la NRA lanzarlo ahora?; ¿por qué no calificarlo como apto para mayores de 18 años para ser coherente con las leyes de posesión de armas en EE.UU? Y sobre todo, Apple: rechazar aplicaciones eróticas, por ejemplo, y aceptar juegos de tiro calificados para mayores de 4 años, ¿es normal? [The App Side vía TNW]

Advertisement

Imagen: Steve Snodgrass / Flickr

Share This Story