Image: I Plane (China Science Press)

Un equipo de investigadores de la Academia de Ciencias de China ha probado un avión hipersónico en un túnel de viento a velocidades que van de Mach 5 a Mach 7. El denominado como I Plane solo necesitaría un “par de horas” para viajar de Beijing a Nueva York. Un vuelo comercial suele tomar al menos 14 horas.

Según ha informado el medio South China Morning Post, la carga del I Plane era de aproximadamente el 25% del de un Boeing 737. En comparación con la capacidad del Boeing de transportar hasta 20 toneladas o 200 pasajeros, un I Plane del mismo tamaño podría transportar 5 toneladas o 50 pasajeros.

Advertisement

Al parecer, y según le confirmó al medio un investigador familiarizado con el proyecto (que se mantuvo en el anonimato), el avión podría usarse también para transportar bombas, explicando que podría ser “algo así como un bombardero pesado hipersónico”.

Por cierto, China también desarrolló recientemente misiles hipersónicos capaces de viajar a velocidades superiores a 11.000 km/h. Así que todo apunta a que el desarrollo de I Plane refleja ese deseo de China de ser líder en la carrera de armas hipersónicas.

Image: I Plane (China Science Press)

Advertisement

¿Qué opina de esto Estados Unidos? El capitán estadounidense Harry Harris ya había hablado en el Congreso en el mes de febrero sobre China, advirtiendo que el país estaba investigando la tecnología hipersónica. Por supuesto, Estados Unidos está en la misma fase en la búsqueda de proyectos hipersónicos propios.

De hecho, los investigadores de la NASA descubrieron el año pasado que los nanotubos de nitruro de boro podrían ser un material que hace que los viajes aéreos hipersónicos sean más factibles, e incluso podrían permitir a los aviones de la NASA cruzar el país en menos de una hora.

Además, la Marina de Estados Unidos está probando armas hipersónicas que podrían impactar en cualquier lugar de la Tierra en una hora, y Lockheed Martin insinuó en enero que el SR-72, el sucesor del SR-71 Blackbird, ya está en desarrollo, y que este avión hipersónico podría estar volando para 2030. Parece, por tanto, que es sólo cuestión de tiempo que los vuelos hipersónicos y su comercialización sean una realidad. [Popular Science]