Tecnología, ciencia y cultura digital
We may earn a commission from links on this page

La supuesta investigación de la homeopatía es una basura

El campo de charlatanes de la homeopatía está lleno de estudios basura y falsos, encuentra un nuevo estudio

By
We may earn a commission from links on this page.
Un tratamiento homeopático vendido en Alemania.
Un tratamiento homeopático vendido en Alemania.
Foto: Oskar Poss/ullstein bild (Getty Images)

La investigación sobre la homeopatía, una forma de medicina alternativa de 200 años de antigüedad, a menudo está sesgada para hacer que parezca más eficaz de lo que realmente es, según un nuevo estudio publicado este mes de marzo. Los investigadores de homeopatía habitualmente se niegan a registrar los detalles de sus ensayos clínicos antes de publicar sus resultados, y los ensayos no registrados generalmente brindan resultados más prometedores que los registrados, encontró el estudio. Más de un tercio de los ensayos de homeopatía registrados en las últimas dos décadas tampoco se han publicado nunca, lo que puede ser una señal de que se están ocultando hallazgos poco favorecedores.

La homeopatía fue inventada por el médico alemán Samuel Hahnemann a principios del siglo XIX. Prometen que funciona según el principio de “lo similar trata a lo similar”. En pocas palabras, esto significa encontrar una sustancia que se sabe que causa síntomas similares a cualquier enfermedad que esté experimentando una persona, y luego diluirla en agua hasta el punto que esencialmente no debería estar presente nada de la sustancia original en el agua. Se supone que esta “memoria” que queda en el agua desbloquea su potencial terapéutico y puede dársele a alguien tal cual (o rociado en una pastilla de azúcar) para curar lo que le aqueja.

Para ser claros, la teoría de la medicina de la homeopatía no está respaldada por la ciencia moderna, ni sus supuestos beneficios, y los científicos le recuerdan esto a la gente de manera rutinaria y constante. Incluso si los principios subyacentes de la homeopatía no pasan las pruebas necesarias, aún así tiene sus seguidores y practicantes. Absurdamente, los tratamientos homeopáticos se pueden encontrar en grandes cadenas de farmacias como CVS en los Estados Unidos. Pero debido a que caen bajo el mismo paraguas que los suplementos dietéticos en muchos países, a menudo hay poca regulación de estos productos o sus afirmaciones de lo que dicen poder hacer.

Advertisement

Dado que los tratamientos homeopáticos no se examinan tan de cerca como los medicamentos aprobados, señalan los autores de este nuevo estudio, la literatura científica es realmente la única forma de saber si los productos realmente funcionan. Y no debería sorprendernos, pero la literatura sobre homeopatía parece ser tan mala como la teoría detrás de ella.

Investigadores de Austria y Estados Unidos examinaron registros que contenían ensayos clínicos de tratamientos homeopáticos que databan de principios de la década del 2000. El registro de ensayos es una parte importante pero a menudo opcional de la investigación clínica ética. Al registrar los ensayos de antemano, otros científicos pueden verificar mejor el trabajo en busca de signos de sesgo de investigación o incluso de fraude total. Los investigadores que se desvían del rumbo y realizan análisis de sus resultados que no se describieron en su plan registrado, por ejemplo, podrían hacerlo porque sus primeros hallazgos no les dieron lo que querían. Del mismo modo, los científicos pueden registrar pero nunca publicar un estudio porque los resultados no fueron los que esperaban.

Advertisement

Lamentablemente, estos problemas son sistémicos en toda la ciencia, pero el campo de la homeopatía parece ser un caso especialmente grave, encontraron los investigadores. Descubrieron que desde 2002, el 53% de los ensayos de homeopatía publicados nunca se registraron y alrededor del 38% de los ensayos registrados no se publicaron. Los ensayos no registrados también afirmaron mostrar efectos de tratamiento más grandes en promedio que los ensayos registrados. Pero incluso cuando los investigadores publicaron los resultados de los ensayos registrados, cambiaron los resultados que buscaban del plan original aproximadamente un 25% de las veces.

Cualquiera de estos hallazgos quizás podría no ser tan malo por sí solo, pero juntos son exactamente la receta para inflar la eficacia de los tratamientos homeopáticos en la literatura de ensayos clínicos.

Advertisement

“En general, los hallazgos sugieren una falta preocupante de estándares científicos y éticos en el campo de la homeopatía, y un alto riesgo de sesgo de informe”, escribieron los científicos en su estudio, publicado en BMJ Evidence Based Medicine.

Nuevamente, esto no debería ser una sorpresa, dado que nada sobre la homeopatía tiene mucho sentido. Pero las revistas científicas aún publican estos estudios, algunos países aún respaldan su uso (incluso durante la pandemia) y muchas personas comprarán “medicina” homeopática en su farmacia local sin saber la realidad. Si bien estos productos suelen ser poco más que un elegante placebo, a veces pueden estar tan mal fabricados que en realidad contienen el veneno que se suponía que debía diluirse: accidentes que han llevado a personas a la sala de emergencias y que podrían haber provocado una serie de muertes de bebés en los últimos años.

Advertisement

La homeopatía es probablemente el ejemplo moderno más claro de medicina basura y falsa que aún existe, y como sugiere esta nueva investigación, también lo es la “ciencia” destinada a respaldarla.