Foto: NGHWDF

Tiene el pelaje dorado y la cola de un Shiba Inu, y sus antepasados se instalaron en Nueva Guinea hace m√°s de 6.000 a√Īos. Desde entonces ha sobrevivido tan bien escondido¬†que se le cre√≠a extinto. Hoy, un grupo de investigadores confirman que el perro m√°s raro del mundo sigue vivo.

El perro salvaje de las tierras altas de Nueva Guinea no es un perro cualquiera. Es de las pocas especies salvajes de cánidos que quedan en el mundo y su linaje nunca ha sido modificado por el hombre. La raza más parecida es una variante domesticable llamada perro cantor de Nueva Guinea. El nombre no es casual. Aullan a coro de una manera muy característica.

Se calcula que solo quedan unos 300 perros cantores en el mundo. La especie está en peligro de extinción y su tráfico está regulado bajo estricto control del gobierno.

Advertisement

El pariente que han encontrado ahora es a√ļn m√°s raro. Se supone que el perro salvaje de las tierras altas de Nueva Guinea vive en zonas remotas de monta√Īa de esta isla del pac√≠fico, pero en m√°s de 50 a√Īos no ha habido constancia demostrable de su existencia. La √ļltima vez que se fotografi√≥ un ejemplar fue en 2012, y la anterior en 2005, pero en ninguno de los dos casos pudo confirmarse que se trataba de esta esquiva especie.

Foto: NGHWDF

Eso ha cambiado gracias a una expedici√≥n de bi√≥logos de la Universidad de Papua. El equipo se desplaz√≥ a las estribaciones de Puncak Jaya, en el monte Carstensz, a finales de 2016. Tras semanas de b√ļsqueda infructuosa, los investigadores encontraron una huella y decidieron instalar c√°maras-trampa. Sus esfuerzos se vieron recompensados con m√°s de 100 im√°genes confirmadas de la especie. Seg√ļn el recuento, se trata de un grupo de al menos 15 perros salvajes que nunca han tenido contacto con seres humanos.

Advertisement

Foto: NGHWDF
Foto: NGHWDF

Hace a√Īos que el gobierno de Nueva Guinea prohibi√≥ las actividades mineras en la regi√≥n, lo que ha creado un peque√Īo santuario para estos canes. All√≠, entre las ruinas de antiguas minas, los perros han encontrado un hogar. Las investigaciones contin√ļan, pero el estudio de la especie ser√° de vital importancia a la hora de entender la evoluci√≥n de todos los perros. [NGHWDF v√≠a Science Alert]