Hacer trampas en un videojuego puede salir muy caro, sobre todo si se trata de uno de los tantos títulos competitivos parte de los campeonatos de deportes electrónicos que hoy en día son tan populares. Valve no tiene piedad con los tramposos, y por ello en un día ha baneado a nada menos que 40.000 jugadores.

Los baneados fueron, en su mayoría, jugadores de Counter-Strike a nivel competitivo, y todos se llevaron a cabo exactamente después de que finalizaran las ofertas de verano de Steam. Exactamente 40.411 cuentas fueron víctimas del llamado Ban Hammer de Valve, lo que a su vez supone unos 9.580 dólares en objetos de juegos perdidos en esas cuentas, dado que estos baneos son definitivos.

Todos los baneos fueron llevados a cabo por el sistema automatizado ‚ÄúValve Anti-Cheat‚ÄĚ (VAC), y esta oleada simultanea de baneos se convierte en el nuevo r√©cord de Steam, casi triplicando el r√©cord anterior de 15.227 jugadores que fueron expulsados en un mismo d√≠a en octubre de 2016. Adem√°s de los baneos por VAC, fueron expulsados de Steam 4.972 jugadores tramposos reportados por otros.

La moraleja, como siempre, es la misma: jugadores, no hagan trampas o podrían perder su preciada cuenta en la plataforma de Valve, con sus récords, logros y, lo más grave, con todos sus juegos. [vía Steam Database / Steamed]

Advertisement


Síguenos también en Twitter, Facebook y Flipboard.