Tecnología, ciencia y cultura digital
We may earn a commission from links on this page

Mi odisea para convertir el Galaxy Tab S8 Ultra en una tableta gráfica de dibujo tipo Wacom

La mejor tableta Android que hay ahí fuera puede ser la única herramienta profesional que necesitas.

We may earn a commission from links on this page.
Imagen para el artículo titulado Mi odisea para convertir el Galaxy Tab S8 Ultra en una tableta gráfica de dibujo tipo Wacom
Foto: Carlos Zahumenezky / Gizmodo

El Galaxy Tab S8 Ultra es todo lo que Samsung sabe de tabletas (y parte de lo que sabe de móviles), concentrado en una hermosa bestia de 14 pulgadas con una delgadez extrema. Pero yo solo quería ponerle las manos encima solo para una cosa: intentar convertirla en una tableta de dibujo profesional. Esto es lo que pasó

Una cuestión de precio/función

Usar una tableta Android como si fuera una de las carísimas tabletas profesionales de marcas como Wacom, Huion o XP-Pen tiene una razón de ser que acabas de leer al pasar por la palabra “carísimas”. Una tableta de dibujo sin pantalla no es excesivamente cara, pero en el momento en el que quieras una en la que puedas ver lo que estás haciendo sin mirar hacia arriba los precios se disparan. Usar una tableta Android para esto tiene primera ventaja clara: el precio en relación a lo que obtienes por él.

Advertisement

El Galaxy Tab S8 Ultra no es precisamente una tableta barata. Cuesta 1.149 euros en su versión de 8/128GB, y la versión más potente, con 12/512GB, se dispara a los 1.629 euros. Pero es que hablamos de un dispositivo que busca pisar al iPad Pro de 12,9 pulgadas (en mi opinión lo logra con creces). El S8 Ultra es una monstruosidad de 326 x 208 x 5.5mm con una pantalla Super-AMOLED de 14,6 pulgadas y resolución 2960 x 1848 Píxeles. Una Huion Kanvas Pro 16 con pantalla 4K de 15,6 pulgadas cuesta 899 euros, pero solo sirve para dibujar en la computadora. Con el Tab S8 Ultra tienes una tableta Android de última generación para jugar, ver cine, trabajar en otras cosas... Es, por así decirlo, un dos por uno.

Imagen para el artículo titulado Mi odisea para convertir el Galaxy Tab S8 Ultra en una tableta gráfica de dibujo tipo Wacom
Foto: Carlos Zahumenezky / Gizmodo
Advertisement

Si menciono la Tab S8 Ultra es porque Samsung nos la ha cedido exclusivamente para esta prueba y porque su stylus con una latencia de solo 2,8 milisegundos es ideal para dibujar, pero hay otras tabletas Android con pantalla grande y un stylus igual de bueno que se pueden conseguir más baratas. La Tab S8 normal y la Tab S8 Plus, con 11 y 12,9 pulgadas respectivamente, son mucho más asequibles. Si nos vamos a otras marcas, la Lenovo Pad P11 Plus solo cuesta 400 euros (el lápiz hay que comprarlo aparte). El Huawei Matepad 11 es otro modelo interesante.

Ventajas y desventajas

Elijas el modelo que elijas, usar una tableta Android para dibujar en el PC también permite tener una “Wacom” inalámbrica, algo que no es común en las tabletas graficas a menos que compres un modelo de los más caros.

Advertisement

Eso sí, también hay desventajas. El principal problema es que las tabletas Android no tienen un sistema nativo que las convierta en tableta gráfica para el PC. Hay que buscarse la vida con alguna aplicación de terceros. Para este artículo hemos probado cuatro de ellas y me congratula informar que sí se puede hacer. En el siguiente apartado os relato mi experiencia con cada una.

Sí, la Tab S8 Ultra puede usarse con aplicaciones tan específicas como Blender.
Sí, la Tab S8 Ultra puede usarse con aplicaciones tan específicas como Blender.
Foto: Carlos Zahumenezky / Gizmodo
Advertisement

La segunda pega es una cuestión de ergonomía. Las tabletas de dibujo tienen patas regulables que permiten levantarlas de la mesa para usarlas con más comodidad. En una tableta Android vas a tener que comprar una funda o un soporte que permita levantar la tableta. De todos modos vas a querer una funda porque la Tab S8 Ultra es tan fina que da miedo llevarla de aquí para allá y la posición del soporte magnético para el stylus no es muy cómoda que digamos.

Los problemas ergonómicos suelen extenderse al stylus. Los lápices de las tabletas gráficas suelen ser más grandes, gruesos y cómodos de usar que los de las tabletas Android, que están pensados con la portabilidad en mente. El S-Pen tiene las dimensiones de un lápiz normal y es bastante cómodo de usar, pero su único botón no puede compararse a los enormes y comodísimos botones de las Huion.

Advertisement
Imagen para el artículo titulado Mi odisea para convertir el Galaxy Tab S8 Ultra en una tableta gráfica de dibujo tipo Wacom
Foto: Carlos Zahumenezky / Gizmodo

Un segundo inconveniente es que dibujar con una tableta gráfica suele provocar un desgaste considerable en la punta de los stylus. Esa es la razón por la que los lápices profesionales de este tipo de dispositivos vienen con varias puntas intercambiables. Esto no es precisamente la norma en las tabletas Android. Dicho todo esto, pasemos a mi experiencia con las diferentes opciones que he encontrado para “Wacomizar” la Tab S8 Ultra.

Advertisement

Escritorio Remoto de Chrome

El primer método de esta lista es usar la aplicación de accesorio remoto que el propio navegador Chrome pone a disposición de sus usuarios. Las instrucciones son sencillas:

  • Accede a la página de Escritorio Remoto de Chrome y pulsar sobre el botón “Acceder a mi ordenador” de la parte superior derecha. Escritorio Remoto es una extensión de Chrome, así que necesitas tener este navegador instalado, aunque también funciona en otros navegadores del entorno Chromium, como Microsoft Edge (que es el que uso yo). La única condición es que debes estar registrado con la misma cuenta de Gmail en ambos dispositivos.
  • Descarga la extensión Escritorio Remoto en tu PC y añádela a Chrome. Una vez lo hagas aparecerá junto a tu barra de navegación un icono con dos logos de Chrome llamado Chrome Remote Desktop. Haz clic en él y sigue las instrucciones para configurar la extensión. Te pedirá que des un nombre a tu PC y que establezcas un pin de acceso. Una vez lo hagas descarga la app de Escritorio Remoto de Chrome, que básicamente permite ejecutar el escritorio remoto en una ventana aparte del navegador.
  • Ahora ve a tu tableta y busca “Escritorio Remoto de Chrome” En la App Store e instálala. Si estas registrado con la misma cuenta de Gmail que en el PC debería de aparecerte ya tu PC con el nombre que elegiste. Solo tienes que pulsar sobre él e introducir el pin que configuraste en el paso anterior.
Advertisement

Veredicto: Inusable

Inusable, terrible, atroz... Son términos que me vienen a la cabeza después de haber tratado de usar esta opción. Una vez terminas de configurar Escritorio Remoto descubres dos cosas. La primera es que la resolución de tu pantalla no se ajusta a la del Tab S8, por lo que es muy probable que la mitad de las veces que quieras usar el stylus lo único que logres sea hacer scroll por la pantalla. Por otra parte, la posición del ratón u la del lápiz van completamente por libre. Finalmente no he notado que reconociera la presión y de hecho apenas he sido capaz de hacer unas pocas manchas antes de frustrarme y desinstalar. La falta de ajustes en Escritorio Remoto no ayuda mucho. Quizá sea algo que solo pasa en esta tableta. Quizá a ti te funcione bien, pero al menos mi experiencia con Escritorio Remoto de Chrome no es que sea mala, es que sencillamente no se puede usar para dibujar.

Advertisement

iDisplay

Veredicto: Corre. No pares de correr 

La primera opción para usar una tableta Android como el Tab S8 Ultra al estilo Wacom es una aplicación llamada iDisplay... o debería serlo, solo que ni siquiera he podido instalarla. Supuestamente la app está disponible para iOS, Mac OS, y Android, pero en Google Play lleva a una página inexistente (comprobado desde tres dispositivos diferentes de diferentes fabricantes) y tampoco aparece en la App Store para iPad. No ayuda para nada el hecho de que la web del desarrollador no sea segura (no tiene https) y todos los navegadores te digan que salgas corriendo de ahí sin mirar atrás.

Advertisement

Virtual Tablet

Virtual Tablet es una aplicación creada por un estudio de desarrollo llamado SunnySideSoft. Un primer detalle importante de Virtual Tablet es que solo es sensible a la presión en stylus S-Pen de Samsung, por lo que es una elección ideal para el Tab S8 Ultra, pero quizá no lo sea para otras marcas. Dicho esto, su instalación pasa por lo siguiente:

  • Instalar la app en tu tableta desde Google Play. Hay dos versiones, una lite con anuncios, y otra de pago (4,79 euros) que elimina la publicidad. Los anuncios son pequeños banners en la parte inferior de la pantalla así que no estorban mucho.
Advertisement
Imagen para el artículo titulado Mi odisea para convertir el Galaxy Tab S8 Ultra en una tableta gráfica de dibujo tipo Wacom
Foto: Carlos Zahumenezky / Gizmodo
  • Instalar la app VirtualTablet Server. Aquí ya encontramos el primer problema, y es que es necesario tener instalado Microsoft .NET Framework 4.0 o superior para que el software de VirtualTablet funcione en Windows. No es que sea el fin del mundo, pero me molesta cuando un software me obliga a descargar más software para funcionar. NET Framework es una plataforma de desarrollo de la propia Microsoft que agrupa librerías dll. En otras palabras, es algo que probablemente solo necesitarás para esto y que ocupa 2,5GB de espacio en disco. Si tienes Windows 10 esta plataforma está instalada de fábrica, pero es posible que necesites activar la versión 3.5 (viene desactivada por defecto) desde el menú de Características de Windows (escribe Windows Características en el menú de búsqueda de la barra de tareas).
Advertisement

Veredicto: lo veo todo negro

Una vez completas esta tediosa instalación, VirtualTablet te permite conectar al PC de tres maneras: wifi, Bluetooth y cable. Las tres funcionan bien. La sensibilidad es buena y la fluidez también. ¿El problema? que VirtualTablet no muestra los contenidos del PC en la pantalla del tablet. Funciona como una tableta gráfica, sí, pero de las “ciegas”. Todo lo que se ve es una gran rectángulo negro. Puede que algunos usuarios le saquen partido, pero desde luego no es lo que yo andaba buscando.

Advertisement

SuperDisplay

Llegamos por fin a la que para mi ha sido el santo grial de las aplicaciones para convertir el Galaxy Tab S8 Ultra en una Wacom: SuperDisplay. Bajo este nombre se oculta otro combo de aplicaciones creadas por un estudio llamado KeloCube y destinadas a poder usar una tableta Android como tableta gráfica. Su funcionamiento es como sigue:

  • Descarga un instalador para Windows que instala el driver necesario para que tu PC y la tableta se comuniquen. El instalador es tremendamente sencillo. Lo único que hace es abrir una pequeña ventana desde la que puedes acceder al menú de conexión por Wifi y a un puñado de opciones. Si te conectas por cable (la mejor opción) no hay que hacer nada de nada. Solo abrirla y minimizarla.
Advertisement
Imagen para el artículo titulado Mi odisea para convertir el Galaxy Tab S8 Ultra en una tableta gráfica de dibujo tipo Wacom
Foto: Carlos Zahumenezky / Gizmodo
  • Descarga la app SuperDisplay desde Google Play. La app deja elegir entre conexión por cable o por wifi y el enlace es solo cuestión de seguir las instrucciones de la App .Es probable, eso sí, que tengas que forcejear un poco con el cable USB-C (aceptar que transfiera datos y que deje actuar a SuperDisplay, desconectarlo y volverlo a conectar...), pero una vez consigues que funcione lo seguirá haciendo siempre que conectes el cable y abras la app.
  • Al igual que con las tabletas gráficas normales, debes entrar en la configuración de pantallas de Windows y seleccionar la opción de duplicar pantalla. Por defecto Windows la interpreta como una extensión del escritorio y así no se puede dibujar.
  • Un segundo punto es que en el Tab S8 Ultra tienes que entrar en la configuración de S-Pen y desactivar la opción “Abrir Air Command con el botón S-Pen”. De lo contrario, cuando pulses el botón del stylus no solo activarás el menú correspondiente al botón derecho en la app que estés usando en Windows. Además abrirás el menú de opciones de S-Pen que se superpone a cualquier cosa que estés haciendo y molesta mucho. Una vez lo desactives el funcionamiento es perfecto. Si lo necesitas, puedes seguir accediendo el menú de S-Pen pulsando sobre el pequeño icono de lápiz en el borde derecho de la pantalla del S8.
  • Finalmente, dentro de la propia app de SuperDisplay, debes entrar en los ajustes y desactivar la opción “On-Screen Menu”. Lo que hace esta opción es mostrar un menú de SuperDisplay en la esquina superior izquierda. El menú no se puede mover y tapa parte de los menús de las aplicaciones Windows bajo él. A menos que trabajes en multipantalla no lo vas a necesitar mucho de todos modos.
Advertisement
Imagen para el artículo titulado Mi odisea para convertir el Galaxy Tab S8 Ultra en una tableta gráfica de dibujo tipo Wacom
Foto: Carlos Zahumenezky / Gizmodo

Veredicto: Maravillosa

SuperDisplay es gratuita solo durante tres días. A partir de ahí tienes que comprarla (cuesta 14,99 dólares en Estados Unidos o 9,99 euros en Europa). Después de haberla probado solo puedo recomendarte que lo hagas. No solo funciona a la perfección con el S8 Ultra. Es que además incluye todas las opciones necesarias para usarla como una tableta gráfica tipo Wacom.

Advertisement

Estas opciones incluyen cambiar entre modo panorámico o vertical, definir qué hace el botón del stylus (clic derecho, Ctrl, Alt o Mayúsculas), cambiar la sensibilidad o la tasa de refresco. La sensibilidad del lápiz (algo crucial en estos casos) es fantástica. El movimiento del cursor es fluido como la seda y la precisión es fantástica. He usado SuperDisplay tanto con Photoshop como con Blender y no tiene nada que envidiar a una tableta gráfica tipo Wacom.

Imagen para el artículo titulado Mi odisea para convertir el Galaxy Tab S8 Ultra en una tableta gráfica de dibujo tipo Wacom
Foto: Carlos Zahumenezky / Gizmodo
Advertisement

Consideraciones finales... ¿Y si no hiciera falta una Wacom?

Cierro esta pequeña odisea probando Penup, la aplicación de dibujo nativa que viene con el Tab S8 Ultra y no puedo evitar preguntarme si mi viaje para “wacomizar” la tablet tiene sentido. Los diseñadores a menudo estamos tan tercamente hechos a trabajar con ciertas aplicaciones (Photoshop, Ilustrator...) que tratamos de forzar todos nuestros gadgets para que se adapten a ellas.

Advertisement

Sin embargo, aplicaciones como Penup son tan fáciles y tan divertidas de usar que me hacen replantearme todo esto. Además permiten compartir los dibujos que hacemos con tanta naturalidad que quizá todo sea una cuestión de abocetar en la tableta Android con la app que más nos guste y luego terminar de editarla en el PC con nuestras herramientas de trabajo habituales. Los flujos de trabajo de cada artista son inescrutables, pero quizá el camino sea no cerrarse a nuevas experiencias que pueden hacernos la vida más fácil en lugar de complicarnos la vida intentando adaptar la realidad a nuestra siempre limitada experiencia.