Una cosa es tener una cámara que sigue nuestros movimientos, y otra tener un sistema capaz de ver en la oscuridad, que reconoce nuestra voz, y hasta nuestro pulso cardíaco. El nuevo Kinect está despertando numerosas dudas sobre privacidad y Microsoft ha salido al paso asegurando que el nuevo accesorio no nos espiará y podrá apagarse completamente.

Advertisement

Parte de las dudas se dispararon precisamente por la manera de activar la consola mediante la voz (diciendo Xbox One). Este interfaz sugiere que Kinect est√° todo el rato escuchando a la espera de que alguien lo active.

A ese respecto, Microsoft ha asegurado que la Xbox One y Kinect pueden apagarse completamente utilizando el botón correspondiente en vez de el reconocimiento de voz.

Advertisement

En cuanto a lo que hace Kinect cuando la consola est√° encendida, Microsoft ha asegurado que sus funciones podr√°n ser configuradas muy f√°cilmente por el propio usuario. Portavoces de Microsoft han destacado que los usuarios de Xbox One sabr√°n en todo momento lo que Kinect hace o deja de hacer con su sofisticado conjunto de sensores. La compa√Ī√≠a ha emplazado a futuros eventos (suponemos que el E3) para conocer m√°s detalles.