Las ultimas noticias en tecnología, ciencia y cultura digital.
Las ultimas noticias en tecnología, ciencia y cultura digital.

No dejes levantados los limpiaparabrisas cuando haya nieve. Es aún peor que dejarlos bajados

2.9K
6
Save
Ilustración para el artículo titulado
Foto: Getty Images (Getty Images)

Aquellos que viven en climas fríos probablemente hayan aprendido trucos destinados a hacer más fácil la conducción en clima frío. A veces estos trucos son heredados de nuestros padres o abuelos, pero no siempre son correctos. El truco de levantar el limpiaparabrisas es el ejemplo más claro.

Quizá no lo sabías, pero existe la idea de que, si va a car una helada, va a nevar, o simplemente se prevé mucho frío y tu coche duerme en la calle, es bueno dejar los limpiaparabrisas levantados. La razón detrás de esta costumbre es impedir que se queden pegados al cristal debido al hielo y a las bajas temperaturas. El periodista del mundo del motor Kevin Williams, que escribe en Car Bibles y en The Drive dedica un artículo a esta costumbre y explica por qué es un error. Es más Williams asegura que dejar los limpiaparabrisas arriba hace más mal que bien. Esta es la razón:

Los brazos del parabrisas están diseñados para empujar los limpiaparabrisas contra el parabrisas para contrarrestar el viento que golpea la parte delantera del vehículo. Cuando los brazos están abajo quedan resguardados del viento y de fuerzas para las que no fueron diseñados. En cambio, si los dejas arriba, corres el riesgo de dañar el engranaje, que a menudo está hecho de un plástico sorprendentemente quebradizo que sujeta las escobillas y los brazos del limpiaparabrisas de forma segura al parabrisas.

¿Te hacen ruido o vibran los limpiaparabrisas? Esta puede ser la posible causa. El viento, especialmente durante una tormenta de nieve, puede ser increíblemente fuerte. Lo he visto antes. Un viento fuerte puede arrancar la escobilla de goma del limpiaparabrisas. Además, el viento sopla contra el brazo del limpiaparabrisas, golpeándolo contra el parabrisas, agrietándolo o rompiéndolo.

Advertisement

La opinión de Williams, aunque experta, no es unámime. Hay expertos en mecánica como Robert Sinclair, de la Asociación Americana del Automóvil que aseguran que el daño a los limpiaparabrisas es mínimo comparado con las ventajas de evitar que la goma se congele contra el cristal. Probablemente lo más sensato sea tomar lo mejor de ambos mundos y dejar los limpiaparabrisas arriba si hay nieve o frío pero estamos a resguardo del viento, y dejarlos abajo si se prevén vientos fuertes. [The Drive]

Share This Story

Get our `newsletter`