Imagen: AP

En Corea del Sur ‚ÄĒdonde Samsung representa el 20% del PIB y el 25% de las exportaciones‚ÄĒ los poseedores del Note 7 podr√°n cambiar su m√≥vil por un Galaxy S8 o un Note 8, dos terminales que a√ļn no se han presentado.

De acuerdo con la agencia Reuters, la nueva oferta complementar√° a las opciones que Samsung ya ofrec√≠a a los usuarios del Note 7 en Corea. As√≠, los clientes que devuelvan el problem√°tico tel√©fono y se acojan al nuevo programa de renovaciones recibir√°n primero un S7 o S7 edge, que pagar√°n a mitad de precio (un a√Īo de contrato en lugar de dos), y antes de que pase el a√Īo podr√°n cambiarlo por un nuevo Galaxy S8 o Note 8.

De esta forma, Samsung desmiente los rumores sobre el fin de la gama Galaxy Note y la posible unificaci√≥n de su l√≠nea de smartphones en la marca Galaxy S. Parece que, tras la presentaci√≥n del S8 ‚ÄĒque se espera para la primavera de 2017‚ÄĒ volveremos a ver una versi√≥n de pantalla grande y con el l√°piz S Pen como valor a√Īadido, previsiblemente en el oto√Īo de 2017.

En Corea, adem√°s del reembolso del terminal o el cambio por un Galaxy S7, Samsung ofrec√≠a ya un incentivo de 100.000 wones ($88,39) a los clientes afectados por los problemas del Note 7. Lo mismo ocurre en Estados Unidos, donde la recompensa es de 100 d√≥lares si cambias el Note 7 por otro terminal de Samsung. En pa√≠ses como Espa√Īa, el trato es distinto.

Advertisement

La compa√Ī√≠a surcoreana aclar√≥ que la disponibilidad de un programa de renovaciones como el de Corea en otros mercados depender√° de la situaci√≥n en cada pa√≠s, sin ofrecer m√°s detalles sobre el tema. [Reuters]

Síguenos también en Twitter, Facebook y Flipboard.