Una pieza de plástico a imitación de las ranuras para tarjetas de los cajeros automáticos y un iPod Nano. Eso es todo lo que unos ladrones necesitaban en el Reino Unido para burlar y robar a los clientes de un cajero automático.

Seg√ļn informa el Daily Mail, la polic√≠a de Manchester, en el Reino Unido, ha informado de un intento de robo mediante un sencillo truco montado en un cajero autom√°tico de Stockport. La trampa consist√≠a en una falsa ranura de cajero montada con cola sobre la aut√©ntica de forma que dejaba la tarjeta entrar, pero la atrapaba al salir.

Advertisement

Cuando la tarjeta parecía atascada y el cliente del banco se marchaba, los ladrones aprovechaban para acercarse al cajero y hacerse con ella. Un iPod Nano con cámara de vídeo camuflado en la pared superior del cajero y sujeto con cinta adhesiva permitía a los delincuentes grabar la clave bancaria del cliente.

De momento no ha habido denuncias de robos realizados mediante este sencillo m√©todo, pero la polic√≠a ha avisado a los habitantes de esta localidad cercana a Manchester para que revisen con atenci√≥n el cajero antes de operar en √©l, e informen si encuentran alg√ļn montaje sospechoso. [v√≠a Daily Mail]

Foto: Capricorn Studio / Shutterstock

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter, Facebook o Google+ :)