Todas las fotos: Alex Cranz / Gizmodo.

Al usar una de las nuevas Surface Book 2 de 15" de Microsoft no puedo sacarme de la cabeza que no es para mi. No me malinterpreten, es un portátil potente, precioso y su enorme y nítida pantalla me hizo olvidar por ratos que no estaba trabajando en la pantalla ultra–wide de 34" que tengo en mi escritorio. Pero aunque parece estar diseñada para mi, ¿debería gastar 3.300 dólares en ella? Por supuesto que no.

Advertisement

Cuando llegó la primera Surface Book en 2015 el concepto de su pantalla que se separaba del cuerpo se sentía como una revelación. Para esa fecha parecía una idea realmente innovadora tanto para los usuarios como para Microsoft. Era un dispositivo genial, y un símbolo de la experiencia futurista que Microsoft dijo que quería crear. Era algo impresionante.

Para los diseñadores y los entusiastas de la tecnología es fácil emocionarse con un producto tan ambicioso como este, y así me sucedió a mi. Desde entonces no he usado otra cosa más que ordenadores con Windows.

Advertisement

Dos años más tarde, la nueva Surface Book se siente aún más como una representación de las ideas más grandes de Microsoft. Durante este tiempo la compañía creció mucho en diseño de hardware y software, haciéndolos mucho más atractivo y artístico.

El año pasado los productos de hardware de Microsoft tenían un muy buen diseño, incluso ese dispositivo llamado Surface Studio. Recientemente también lanzaron una nueva versión de Windows 10 llamada “Creators Update” que, aunque no contaba con muchas características nuevas para el disfrute de los usuarios, sí incluía grandes mejoras para los usuarios del stylus Surface Pen y para quienes usen la nueva plataforma de realidad mixta de Microsoft.

La Surface Book de 13.5 pulgadas es mucho más pequeña.

Advertisement

La nueva Surface Book, que llega con pantalla de 13.5" y de 15", es un portátil muy potente con hardware de primera y precios altos, similares a los que encontrarías en otros ordenadores similares como el MacBook Pro o el Razer Blade Pro. La versión de 15" que probé lleva un procesador Core i7 de octava generación de Intel, 16GB de memoria RAM y una gráfica Nvidia GeForce GTX 1060. Esta unidad tiene un precio de 3.300 dólares gracias a su almacenamiento de 1TB, aunque su costo base es de 2.500 dólares con un SSD de solo 256GB. También puedes optar por la versión de 13,5" con 8GB de memoria RAM y una Nvidia GeForce GTX 1050, la cual tiene un precio de 2.000 dólares.

Si no te interesa la realidad mixta o los videojuegos, incluso existe un modelo de entrada con pantalla de 13,5", sin tarjeta gráfica dedicada y con un procesador Intel Core i5 del año pasado (que también es bueno), por un precio más bajo.

En esta reseña nos centraremos en los modelos avanzados, como el que probé. Su rendimiento es asombroso y obtuvo notas muy altas en los benchmarks. En nuestras pruebas de renderizado en Photoshop superó a todos los ordenadores que hemos analizado, con la excepción del Razer Blade Pro, y en cuanto al rendimiento en videojuegos lo probamos con títulos como Civilization 6 y Rise of the Tomb Raider y tuvo un mejor rendimiento que muchos otros portátiles de gaming con nombres absurdos (como el MSI GT75VR).

Advertisement

Su rendimiento gráfico es suficiente para usar los cascos de realidad mixta de Microsoft, y en nuestras pruebas de batería conseguimos 10 horas de uso en el modelo de 15". Básicamente pude trabajar todo un día usando la batería.

La nueva Surface Book sigue destacando en su diseño más que en cualquier otra cosa (su hardware, después de todo, no ha cambiado tanto). Su aspecto es elegante, aunque un poco delicado. La bisagra que permite separar la pantalla del cuerpo todavía se ve un poco extraña cuando el portátil está cerrado, y el puerto de auriculares está ubicado en un lugar extraño. El teclado, por su parte, se siente genial al usar y el trackpad cumple con su trabajo.

Advertisement

Al menos ahora puedes cargar mediante USB–C.

La Surface Book 2 es una pieza de hardware tan sorprendente como su precio. En gran parte esto se debe a lo hermosa que es su pantalla. En serio, podría llenar hojas de cálculo toda mi vida en este aparato. Microsoft ha hecho un gran trabajo al hacer que este modelo más pesado que su antecesor se siga sintiendo liviano. Todo el tiempo lo llevé en mi mochila como si fuera uno más pequeño y sin ninguna molestia. Por cierto, el nuevo Surface Book cuenta con puertos USB–C y se carga a través de ello. ¡Ya era hora!

Este portátil es muy potente y bonito, pero comenté al inicio de este artículo no podido dejar de preguntarme: ¿para quién es? El Surface Book 2 parece estar hecho para cierta clase de usuario exigente y adinerado que necesite hacer en todo momento cosas que requieran de gran potencial. Un ser creativo y muy bien vestido que a trazos con su Surface Pen cambie la forma en la que el mundo trabaja. ¿Acaso esta persona existe fuera de la televisión? Realmente no lo sé.

Advertisement

Lo que sí se es que me sentí un poco ridículo haciendo esas cosas que ofrece el Book 2. Ayer encontré el Surface Pen sujetado de forma magnética al portátil, presioné dos veces su botón y el ordenador tomó una captura de pantalla del correo que estaba leyendo. Lo siguiente que hice fue dibujar sobre ella y enviársela a mis compañeros de trabajo por Slack. Más tarde despegué la pantalla y la usé para ver algo en Netflix. Si quisiera podría usar una de esas gafas de realidad mixta y jugar un poco en la plataforma que creó Microsoft, pretendiendo que quisiera realmente usar gafas de realidad virtual para trabajar (no, no quiero).

Estas son cosas divertidas e interesantes, pero la verdad es que no me interesan y no estoy seguro de que le interesen a muchas personas. Uno de mis colegas me comentó hace algunos días que los potentes y costosos Surface Book son ordenadores para aquellas personas que le ordenan a alguien que le compre sus ordenadores, y no me sorprende, no he visto muchas Surface Book en la calle. Creo que la mayoría de personas sería feliz con una Surface Laptop o cualquier otro ordenador Windows. Como ya dije, esta máquina cuesta lo mismo que un MacBook Pro pero tiene mejor gráfica y pantalla táctil. Si eres una de esas personas con ideas importantes y cosas creativas y futuristas por hacer (o si quieres imaginar que lo eres), el Surface Book 2 podría ser el portátil que buscas.

Advertisement

Léeme

  • Potente y rápida.
  • Su diseño es elegante aunque delicado.
  • Si compras este ordenador no va a decepcionarte, pero es muy probable que en realidad no lo necesites.