Una mujer estadounidense ha presentado una demanda contra el fabricante de juguetes sexuales Standard Innovation por recopilar datos extremadamente íntimos sobre ella a través de un vibrador conectado a su smartphone.

La manera en que las empresas gestionan los datos personales generados por el Internet de las cosas es un tema sensible y de actualidad, pero cuando se trata de gadgets inteligentes pocas cosas pueden compartir informaci√≥n m√°s √≠ntima que un juguete sexual. Durante la conferencia de seguridad Def Con de agosto, un grupo de hackers demostr√≥ que los vibradores ‚ÄúWe-Vibe‚ÄĚ de Standard Innovation transmit√≠an datos del usuario en tiempo real. Algunos de estos datos inclu√≠an detalles sobre la temperatura y la intensidad de la vibraci√≥n.

Advertisement

Standard Innovation confirm√≥ que recopilaba ‚Äúcierta informaci√≥n limitada‚ÄĚ de sus usuarios, pero ‚Äúde una forma agregada, no identificable‚ÄĚ, y se comprometi√≥ a hacer que sus t√©rminos y condiciones fueran m√°s claros para sus clientes. La respuesta no convenci√≥ a una mujer de Illinois (con las iniciales ‚ÄúN. P.‚ÄĚ) que acusa a la compa√Ī√≠a de ‚Äúno respetar el derecho a la privacidad de los consumidores‚ÄĚ y ‚Äúviolar numerosas leyes estatales y federales‚ÄĚ.

De acuerdo con Courthouse News Service, N. P. ha presentado una demanda colectiva de 18 p√°ginas contra el fabricante de juguetes sexuales en la que explica que ella mismo compr√≥ el consolador de 130 d√≥lares hace unos meses. Seg√ļn N. P., ‚Äúdetalles √≠ntimos‚ÄĚ de los usuarios est√°n en juego, ‚Äúincluidas la fecha y hora de cada uso, el nivel de intensidad seleccionada para la vibraci√≥n, el modo de vibraci√≥n o el patr√≥n seleccionado por el usuario e, incre√≠blemente, la direcci√≥n de correo electr√≥nico de los clientes de We-Vibe‚ÄĚ. [Vocativ]

Síguenos también en Twitter, Facebook y Flipboard.