Las ultimas noticias en tecnología, ciencia y cultura digital.
Las ultimas noticias en tecnología, ciencia y cultura digital.
Ilustración para el artículo titulado
Imagen: AP

Mientras que la mayor parte del planeta está tratando de combatir la epidemia de Covid-19 con medidas dirigidas al aislamiento social a la espera de una vacuna o medicamento que la mitigue, Reino Unido ha decidido permitir que 40 millones de personas se infecten para lograr una especie de “inmunidad del rebaño”. Un informe médico filtrado en The Guardian advierte de lo que podría ocurrir si el gobierno no da marcha atrás.

Advertisement

En Wuhan, China, la respuesta a la epidemia fue clara: pruebas intensivas, rastreo de contactos, poner a la población en cuarentena y mantener el distanciamiento social. La estrategia funcionó, ya que unos meses después China detuvo la epidemia. Hoy se informa de 10 a 20 casos nuevos por día en una población de casi 1.400 millones. Y tras China, otros países, incluidos Corea del Sur, Japón, Singapur y Taiwán, han copiado la misma estrategia, con modificaciones locales, y con resultados similares.

Ahora China se encuentra en una fase dos, igual de peligrosa pero distinta, ya que el desafío se centra en cómo permitir que la “vida” regrese y la economía se recupere lentamente mientras surgen nuevos brotes que deben controlarse para que no ocurra una nueva epidemia. La idea es mantener la situación bajo control hasta que aparezca una vacuna, ya sea en meses o en un año, que permita tratar los casos y desarrollar esa inmunidad adecuada.

Advertisement

Europa, con algunas variaciones, está siguiendo los pasos de China. Con una salvedad. En Reino Unido, Boris Johnson explicó la semana pasada que se desmarcaban del resto de planteamientos de la comunidad científica (aunque no dejó de repetir que sus acciones estaban marcadas por la ciencia) porque sus expertos habían concluido que es inevitable que la mayoría de las personas contraigan la enfermedad.

Ilustración para el artículo titulado
Imagen: AP
Advertisement

El experimento de Boris Johnson y su gobierno con la población de las islas es tan sencillo como difícil de entender por las posibles y catastróficas consecuencias: dejar que la epidemia continúe para permitir que el 60% de la población se infecte y desarrolle una especie de “inmunidad del rebaño” a través de un virus salvaje del que apenas estamos conociendo cómo mutará.

Dicho de otra forma, o como directamente comenzó su explicación Johnson la semana pasada, “vamos a perder a miles de seres queridos”, señalando directamente a las personas mayores, el grupo más vulnerable de esta pandemia.

Advertisement

Tras conocerse el plan del gobierno, 250 científicos elaboraron una carta al “premier” donde se le pedía un cambio urgente en la manera de conducir una crisis que podría convertirse en un colapso sanitario como nunca antes ha sufrido Inglaterra.

Hace unas hora, The Guardian ha divulgado un documento realizado por Public Health England en una reunión secreta para altos funcionarios del NHS. Se trata de un informe interno del gobierno británico que no debía ver la luz y que advierte que el 80% de la población podría contraer el coronavirus en los próximos 12 meses. Los datos sugieren que 7,9 millones de personas podrían acabar hospitalizadas en una epidemia que las autoridades médicas temen que se prolongue hasta la primavera de 2021.

Advertisement
Ilustración para el artículo titulado

El escenario también sugiere que hasta el 80% de los británicos se infecten con el coronavirus durante ese tiempo, y que “cuatro de cada cinco de la población se espera que contraigan el virus”. Según el documento:

Se espera que hasta el 80% de la población esté infectada con Covid-19 en los próximos 12 meses, y hasta el 15% (7,9 millones de personas) pueden requerir hospitalización.

El servicio de salud no puede hacer frente a la gran cantidad de personas con síntomas que necesitan hacerse una prueba porque los laboratorios están “bajo presiones de demanda significativas”.

Advertisement

Las cifras son más aterradoras cuando hablamos de muertes. Si la tasa de mortalidad resulta ser del 1% que muchos expertos utilizan como hipótesis de trabajo, eso significaría más de medio millón de muertes en Reino Unido. [The Guardian]

私たちは、ギズモードが大好き

Share This Story

Get our newsletter