Las ultimas noticias en tecnología, ciencia y cultura digital.

¿Es ahora buen momento para comprar una consola nueva?

Foto: Alex Cranz (Gizmodo)

No lo hagas.

Te bombardearán con ofertas, el dinero te quemará en el bolsillo y tu nuevo y flamante televisor 4K te pedirá a gritos que te hagas con una consola digna de él, pero amigo, estamos en 2019 y no deberías actualizar tu actual PS4 o Xbox One a una costosa PS4 Pro o una Xbox One X, por mucho 4K que tengan.

Advertisement

Me duele decir algo así, ya que realmente me gustan tanto la PS4 Pro como la Xbox One X. Hasta principios de año, animé felizmente a mis amigos, familiares y lectores a que actualizasen sus viejas consolas por estas nuevas más potentes. Pero ahora estamos en noviembre de 2019 y es probable que quede menos de un año para ver la próxima generación de consolas de Microsoft y Sony, por lo que debemos comenzar a pensar si es el momento de gastarse entre $350 y $400 en una Xbox One X (hay algunas buenas ofertas de Black Friday circulando por ahí) o $300 en una PS4 Pro cuando esas nuevas consolas están a la vuelta de la esquina.

Ambas consolas mejorarán un poco el contenido que se reproduce en ellas (desde videojuegos hasta películas digitales y Blu-Rays), y ambas ofrecen reproducción 4K y HDR, que es una opción especialmente atractiva en títulos como Gears 5, Death Stranding y Red Dead Redemption 2.

Sin embargo, todavía existen ciertas limitaciones. Red Dead Redemption 2 se ve bien en la Xbox One X, pero está limitado a solo 30 frames por segundo, y a la mayoría de los otros juegos le cuesta mantener 60 fps en esa consola. Esto significa que algunas funciones interesantes como la compatibilidad con AMD FreeSync o con televisores y monitores de 120Hz en realidad no importan. La consola no puede alcanzar frame rates tan altos como para que FreeSync o tasas de actualización de 120Hz brillen realmente.

La PS4 Pro a menudo tiene problemas para lidiar con resolución 4K, y el soporte para 60 fps no es tan habitual como me gustaría. Si gasto $300 en tener una consola mejor, quiero que mejoren tantos juegos como sea posible, y eso no es algo que el hardware de la PS4 Pro pueda hacer.

Pero la Sony PS5 y Microsoft Project Scarlett seguramente te ofrezcan una jugabilidad nativa en 4K y más de 60 frames por segundo. Además de HDR. Demonios, la próxima generación de consolas podría tener incluso ray tracing, una nueva técnica de gráficos que tradicionalmente solo veíamos en películas hechas por ordenador, ya que requería demasiada potencia gráfica para llevarla a los videojuegos en tiempo real.

Advertisement

Hemos visto algunas fotos vagas y varias filtraciones de las nuevas consolas. Además de prometer 60 fps, HDR, 4K y ray tracing, sabemos que Project Scarlett y PS5 tendrán retrocompatibilidad, por lo que los juegos que ya tienes ahora funcionarán en las nuevas consolas, e incluso mejor de lo que lo hacen ahora. También sabemos que ambas tendrán discos duros SSD en lugar de discos duros tradicionales, lo que significa que los tiempos de carga serán significativamente más rápidos. Sin embargo, el precio, la disponibilidad e incluso los juegos con los que saldrán siguen siendo un misterio.

Así que, si ya tienes una consola, deberías esperar. Si tienes la imperiosa necesidad de gastarte el dinero para mejorar tu consola, compra un SSD e instálalo en tu consola actual. Lo hice con mi PS4 y los resultados fueron impresionantes.

Advertisement

¿Y si en realidad no tienes una? ¡Entonces a lo mejor merece la pena que te gastes la pasta! La PS4 Pro y la Xbox One X nunca han estado más baratas. Hay una amplia y maravillosa variedad de juegos para jugar en ambas, pero en noviembre de 2020 probablemente mueras de envidia a medida que tus amigos se hagan con una de esas nuevas consolas y te dejen atrás.

Así que, en vez de eso, cómprate una Switch.

Share This Story