Imagen: MaxPixel

Un nuevo informe de la FDA publicado en el New York Times ha vinculado hasta 16 marcas populares de alimentos para perros a la enfermedad cardíaca canina. Curiosamente, muchas de estas marcas se consideran opciones más saludables.

Para ello, el estudio de la FDA rastreó los síntomas cardiovasculares adversos en los perros a muchos alimentos para mascotas sin granos que reemplazan ingredientes como el trigo y el maíz con guisantes, lentejas o papas.

Finalmente, el estudio vinculó a las siguientes marcas: Acana, Zignature, Taste of the Wild, 4Health, Earthborn Holistic, Blue Buffalo, Nature’s Domain, Fromm, Merrick, California Natural, Natural Balance, Orijen , Nature’s Variety, NutriSource, Nutro y Rachael Ray Nutrish.

Como explican en el informe, los productos de estas marcas a menudo se comercializan como alternativas “saludables”, “de alto valor proteico” y “totalmente naturales” a los alimentos para perros. Sin embargo, la FDA dice que su estudio muestra que una dieta sin grano puede ser potencialmente dañina para la salud de los animales.

Advertisement

Imagen: Nellis Air Force Base

En total, el informe cuenta que entre el 1 de enero de 2014 y el 30 de abril de 2019, la FDA recibió 560 informes de miocardiopatía canina dilatada, una condición que generalmente se observa en las razas de perros más grandes y puede conducir a una insuficiencia cardíaca. De esos casos, 119 fueron fatales.

Advertisement

Se cree que la miocardiopatía dilatada canina es en parte genética, pero según la administración, muchos de los perros que estudiaron no estaban genéticamente predispuestos a la enfermedad. El probable culpable detrás de sus diagnósticos: la dieta. Según la FDA:

Entendemos la preocupación que los dueños de mascotas tienen sobre estos informes: las enfermedades pueden ser graves, incluso fatales, y muchos casos informan que comen alimentos para mascotas etiquetados como “sin grano”.

Advertisement

“La FDA está utilizando una gama de herramientas de investigación basadas en la ciencia mientras se esfuerza por aprender más sobre esta aparición de la DCM [miocardiopatía dilatada] y su posible vínculo con ciertas dietas o ingredientes”, zanja el comunicado de la FDA. [New York Times]