La telepresencia en el trabajo da un nuevo salto con esta colaboración entre iRobot (los fabricantes de las aspiradoras Roomba) y Cisco. Se llama Ava 500 y es un robot que nos permite acudir a reuniones y hablar con nuestros compañeros o jefes como si estuviéramos en la oficina.

Advertisement

El robot consta de una plataforma móvil con una pantalla de 21 pulgadas y una webcam en alta definición. El trabajador que lo controla puede moverlo libremente desde su ordenador y ordenarle que vaya a una sala concreta o incluso a la mesa de una persona determinada. La pantalla y webcam pueden estar activadas o apagarse en un modo privado mientras, por ejemplo, se desplaza de un lugar a otro.

El robot comenzará a venderse a comienzos de 2014 y está destinado al mercado empresarial. Ni Cisco ni iRobot han hablado de precio, así que si queremos algo parecido en casa tendremos que hacer bricolaje con una Roomba y un iPad, o tirar de las estupendas soluciones basadas en Arduino. [iRobot]

Advertisement