Hung-Chih Peng es un artista taiwanés que busca mostrar la inhabilidad de los seres humanos para adaptarse ante situaciones catastróficas. Lo retrata con la construcción del barco que ves en la imagen arriba. Tiene dos metros de longitud y todas sus piezas fueron impresas en 3D.

Advertisement

Sin embargo, la gran hazaña de Peng está por venir. El artista ha decidido llevar su obra al extremo construyendo una segunda versión, pero ahora de 8 metros de longitud. Para lograrlo tendrá que imprimir en 3D 100.000 piezas diferentes.

Peng convirtió un espacio del Museo de Artes Finas de Taipei en un taller con 30 impresoras 3D que están trabajando de manera simultánea para terminar la pieza en enero del 2015. Los visitantes pueden ver el barco de dos metros terminado y al artista trabajando en el segundo.

Abajo puedes ver un vídeo con parte del proceso y más abajo un timelapse de la segunda versión que aún no ha sido terminada. [vía 3dprint]

Advertisement

Proceso

Timelapse

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter, Facebook o Google+ :)