Captura de pantalla: Ookla

Es probable que hayas usado el Speedtest de Ookla en más de una ocasión, pero ¿sabes de dónde proviene el nombre Ookla? El test de velocidad más famoso de internet se llama así por un gato, ya fallecido, que desde hace años es parte de la aplicación en forma de huevo de pascua. Un huevo de pascua de lo más extraño.

Para activarlo, abre la aplicación en un iPhone, haz una prueba de velocidad con normalidad y luego vuelve a la pantalla principal para hacer una segunda prueba, pero esta vez mantén pulsado el botón de “Inicio”. Unos segundos más tarde, el botón desaparecerá, la pantalla se oscurecerá y sonará el maullido de un gato, seguido de un trueno. Ahí lo tienes, has despertado a Ookla:

Este huevo de pascua lleva escondido en Speedtest desde el rediseño del año pasado. Cuenta la historia de Ookla y nos permite rendir tributo al gato a través de los megabits por segundo de nuestra conexión. Si repites el proceso en días distintos, incluso puedes ir subiendo de nivel y desbloqueando nuevos extras.

Advertisement

Pero Ookla también estaba presente en las versiones antiguas de Speedtest. El huevo de pascua se activaba deslizando hacia abajo el velocímetro del test. Cada vez que lo hacías, aparecía una foto nueva del gato acompañada de un pequeño texto. Por lo visto, Ookla era un gato muy agresivo:

[Nilay Patel]