Imagen: El “cuerpo extraño” a travĂ©s de la radiografĂ­a (BMJ Case Reports)

Un hombre de 31 años cuyo nombre no se ha revelado llega desesperado a la sala de emergencias del Hospital AAST de MilĂĄn despuĂ©s de no poderse quitar Ă©l mismo un consolador en las Ășltimas 24 horas. El hombre gritaba de dolor y decĂ­a que habĂ­a penetrado tanto que cada intento con la mano lo empeoraba.

AdemĂĄs de un fuerte dolor abdominal, el paciente no reportaba ninguna otra molestia, a pesar de que tenĂ­a un consolador de plĂĄstico rĂ­gido de 60 centĂ­metros de largo alojado en su recto durante algo mĂĄs de un dĂ­a. Una radiografĂ­a posterior de la impresionante obstrucciĂłn llevĂł al hombre a la unidad de endoscopia del hospital.

Allí, el doctor Lorenzo Dioscoridi y su equipo aplicaron todos los métodos convencionales que la medicina usa normalmente en casos de extracción. Esto incluía atrapar el consolador con un dispositivo de asa de alambre que normalmente se usa para remover pólipos, así como también intentar desplazar el consolador con un globo dilatador y luego agarrar el objeto con un par de pinzas para extraerlo.

Desafortunadamente, y como explicĂł el personal mĂ©dico, “no pudimos eliminar el cuerpo extraño usando varias tĂ©cnicas estĂĄndar diferentes debido a la rigidez y el tamaño del objeto”. AsĂ­ que Dioscoridi y su equipo se vieron forzados a ser creativos.

Imagen: El “invento” (BMJ Case Reports)

Advertisement

De esta forma, los doctores fueron capaces de crear una nueva herramienta que consistĂ­a en un cable doblemente insertado en un catĂ©ter, uno que los mĂ©dicos explicaron que habĂ­an diseñado “para crear una especie de soga”. En esencia, habĂ­an hecho un lazo.

De esta forma, el equipo mĂ©dico pudo pasar el cable alrededor del consolador. A continuaciĂłn, apretaron el cable en el catĂ©ter como lo harĂ­an con un lazo y luego fueron capaces de sacar con Ă©xito el objeto. Una nueva tĂ©cnica que se ha publicado recientemente en BMJ Case Reports bajo el tĂ­tulo de: “Nueva tĂ©cnica endoscĂłpica para la recuperaciĂłn de grandes cuerpos extraños de colon y una revisiĂłn de la literatura orientada a la endoscopia”. SegĂșn el informe de los mĂ©dicos:

Sugerimos esta nueva técnica como una opción vålida para eliminar los cuerpos extraños grandes del colon y el recto cuando fallan los métodos endoscópicos eståndar para la extracción.

Advertisement

Así que, a pesar de la dura prueba que tuvo que pasar el paciente, con un consolador de 60 centímetros incrustado en el recto durante mås de un día, su caso ha pasado a formar parte de la literatura médica como el responsable de un avance en la medicina moderna. [BMJ Case Reports, IFLScience]