La Comisión Europea ha hecho formal su acusación contra Google de abuso de posición dominante con Android y de llegar a acuerdos que violan las leyes antimonopolio de la Unión. Además avisa: las multas pueden llegar a ser millonarias.

El origen de la acusaci├│n radica en los acuerdos que, seg├║n la Comisi├│n, Google ha realizado durante los ├║ltimos a├▒os con diversos fabricantes de tel├ęfonos y tablets exigiendo que en ellos vaya preinstaladas aplicaciones de la compa├▒├şa como Google Search y Chrome, al tiempo que Google.com aparece como buscador predeterminado en el sistema.

A cambio de preinstalar dichas aplicaciones y de que establecer su buscador por defecto Google otorga a dichas compa├▒├şas ciertas licencias necesarias para obtener aplicaciones propietarias, ofreciendo tambi├ęn ÔÇťincentivos financierosÔÇŁ.

Hay m├ís: Google tambi├ęn impide que dichos fabricantes utilicen sistemas operativos de la competencia basadas en AOSP, Android Open Source, la variante de c├│digo libre del sistema. La Comisi├│n cree que dichas operaciones consolidan su posici├│n dominante pero que adem├ís afectan a la posibilidad de otros sistemas y otros navegadores m├│viles para competir con Google Chrome. [European Comission]


S├şguenos tambi├ęn en Twitter, Facebook y Flipboard.