El parisino Museo del Louvre acaba de cambiar las bombillas que iluminan a La Mona Lisa por una bombilla LED muy especial. La obra maestra de Da Vinci ahora se ve, seg√ļn los conservadores del museo, tal y como el maestro quer√≠a que se viera.

No estamos muy seguros de si eso significa que Da Vinci ya utilizaba bombillas LED en su época. Algo nos dice que más bien se valía de la luz del sol, de la de las velas y, si nos apuramos, de la chispa de una copa de buen vino de la Toscana. Tampoco estamos seguros de si el maestro pensó en una pinacoteca francesa como el lugar perfecto para exponer su lienzo.

Advertisement

Dudas históricas aparte, la obra de Da Vinci ahora está iluminada por una bombilla desarrollada por Toshiba y compuesta por 34 LED individuales configurados por los propios expertos del Louvre.

La nueva luz compensa el cambio de color creado por el cristal que protege la obra. Tambi√©n elimina las radiaciones ultravioleta y de infrarrojos que podr√≠an da√Īar el √≥leo y ajusta el color de la luz de una manera mucho m√°s equilibrada. La iluminaci√≥n de la obra coincide tambi√©n con el cambio a LED de la sala que la alberga y del exterior del museo. [YouTube via Fareastgizmos]