La octava y última temporada de Juego de Tronos contará con una batalla como nunca antes en la historia de la serie, tan masiva que tardaron 55 días, casi dos meses, en grabarla por completo.

Advertisement

Juego de Tronos es una serie que durante las últimas temporadas nos ha acostumbrado a mostrar batallas deslumbrantes, superándose cada vez más. La más mítica, al menos para muchos, es la famosa Batalla de los Bastardos (imagen sobre estas líneas) de la sexta temporada, en la que Jon Snow se enfrentó a Ramsay Bolton (antes Ramsay Snow) por el dominio de Winterfell.

Pero en Watchers on the Wall reportan que, segĂşn una publicaciĂłn en Instagram de un asistente de director de la octava temporada, entre los Ăşltimos episodios de la serie veremos una batalla apoteĂłsica.

Advertisement

Según el mensaje, los responsables de la serie agradecen al elenco por soportar “55 noches seguidas, el frío, la nieve, la lluvia y las ventiscas”, entre otras cosas, dando pistas de que la batalla se desarrolla en pleno invierno. ¿Quizás tendrá que ver con aquellas imágenes filtradas en la que se veía cierta región de Westeros en llamas?

“Cuando decenas de millones de personas en todo el mundo vean este episodio dentro de un año, no sabrán lo duro que trabajaron en él. No les importará lo cansados que estaban o lo difícil que fue para ustedes hacer su trabajo en temperaturas bajo cero.

Solo van a darse cuenta de que están viendo algo que jamás se había hecho. Y eso es gracias a ustedes”.

Advertisement

Juego de Tronos estrenará su última temporada dentro de exactamente un año, y promete tener algunos de los momentos más épicos en la historia de la serie. ¿Superará esta batalla a la de los Bastardos o a la Batalla contra el Rey de la Noche en la séptima temporada? [vía Watchers on the Wall]