Un jugador (bastante talentoso, cuando menos) ha logrado superar toda la campaña de Bloodborne sin curarse ni una sola vez, ni tampoco subir de nivel. Una gran hazaña, sobre todo cuando hablamos de un título famoso por ser un verdadero reto y contar con enemigos tan difíciles que pueden hacerte abandonar el juego.

Advertisement

El jugador en cuestión es CraddocAtTwitch y ha transmitido toda su hazaña a través de Twitch, la cual ha durado muchos días en completar. Actualmente ha derrotado 16 de los 17 jefes finales del juego, y el único que le falta es opcional, aunque asegura que también lo derrotará, sino no habrá completado realmente su desafío.

Esta clase de juegos famosos por ser difíciles y llenos de enemigos complicados de vencer, suelen ser los preferidos de millones de jugadores en el mundo para realizar desafíos cada vez más alocados. Desde los días del primer Super Mario Bros ya se hablaba de completarlo sin morir o en el menor tiempo posible. Ahora, con juegos como Dark Souls o Bloodborne, se habla de completarlo sin subir de nivel, sin morir, sin usar armas de fuego, sin pociones e incluso peleando solo con los puños (algo que dudo alguien haya podido completar aún).

Advertisement

Las reglas de este desafĂ­o para Bloodborne fueron estas:

  • Comenzar el juego con el personaje en el menor nivel posible (nivel 4)
  • No subir nunca de nivel, ni personaje ni arma
  • No usar curarse ninguna vez usando viales de sangre de ningĂşn tipo
  • No usar armas de fuego

Por supuesto, el jugador murió muchas veces, además de que Bloodborne te permite recuperar un poco de vida si contraatacas exactamente al momento de recibir daño. Pero de cualquier forma, vencer a uno de los dos últimos jefes finales del juego en nivel 4 con un arma en nivel básico, es todo un logro. Y si has jugado Bloodborne, sabrás que es así. (Advertencia: el siguiente vídeo es un spoiler si no has terminado el juego)

Para poder vencer a este tipo tuvo que jugar nada menos que 20 horas muriendo constantemente y preparándose, aprendiendo todos los movimientos de su contrincante para así intentar recibir la menor cantidad de golpes posibles, dado que cualquiera supondría su muerte.

Advertisement

Personalmente vencí a Gehrman en nivel 82 con un arma mejorada al máximo y consumí casi todos mis 20 viales, no es un jefe sencillo. Al ver cómo lo derrota sin siquiera disparar una bala, aplaudo de pie.

Bloodborne es sin duda de esa clase de juegos que permite explorar diferentes formas de jugar, con retos y desafíos para hacerlo más difícil y, sobre todo, más divertido. A continuación puedes ver cómo derrotó a algunos otros de los jefes más difíciles del juego, incluyendo a es araña... esa maldita araña. [CraddocAtTwitch vía Kotaku]

Rom, esa araña endemoniada

Mergo’s Wet Nurse

The One Reborn

Ebrietas

Advertisement

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter, Facebook o Google+ :)