En 1909, el paleont√≥logo estadounidense Charles Walcott encontr√≥ los restos de una criatura √ļnica en el suroeste de Canad√°. Se trataba de un peque√Īo gusano con espinas, pero su fisonom√≠a ha sido un misterio para los paleobi√≥logos hasta hoy. Su correcta caracterizaci√≥n ha revelado de paso un error de bulto que llevaba en vigor desde los 70.

Advertisement

El Hallucigenia recibi√≥ su nombre mucho despu√©s, gracias al trabajo del paleont√≥ligo brit√°nico Simon Conway Morris. En los 70, un cient√≠fico neoyorquino llamado Stephen Jay Gould utiliz√≥ las taxonom√≠as de Morris para tratar de probar sus propias teor√≠as acerca de que la evoluci√≥n era un proceso ca√≥tico que no segu√≠a ning√ļn patr√≥n. El gusano Hallucigenia era especialmente indicado para apoyar las teor√≠as de Gould.

Lamentablemente, ambos cient√≠ficos cometieron un error de bulto. El √ļnico f√≥sil de Hallucigenia mostraba una mancha oscura que los investigadores creyeron que era la cabeza del animal. Adem√°s, asumieron que este peque√Īo gusano caminaba sobre una especie de espinas y ten√≠a una s protuberancias como tubos flexibles en la espalda.

Advertisement

La realidad es que el fósil estaba al revés. Las espinas están sobre su lomo y eran un simple mecanismo de defensa. Lo que Morris y Gould creían que eran tubos para respirar o alimentarse, en realidad eran las patas del animal. En cuanto a la cabeza, se trataba de una acumulación informe de fluidos y vísceras que posiblemente escaparon del animal cuando quedó atrapado en los sedimentos.

M√°s de 100 a√Īos despu√©s de su descubrimiento y 40 desde que lo caracterizaran mal, el Hallucigenia por fin recupera la cabeza, literalmente. Un grupo de paleobi√≥logos de las Universidades de Cambridge y Toronto han determinado ya con exactitud el aspecto de este gusano gracias al an√°lisis de nuevos restos f√≥siles mediante microscopio electr√≥nico.

El aspecto del Hallucigenia no mejora mucho en cuanto a rareza. Su cabeza tubular presenta dos peque√Īos ojos y una boca redondeada llena de colmillos afilados como agujas, Una serie de tent√°culos probablemente le serv√≠an para ayudarse a atrapar alimento o a sujetarse. Los investigadores han elaborado una animaci√≥n 3D con el aspecto, ahora s√≠ completo de este gusano que vivi√≥ hace m√°s de 508 millones de a√Īos.

¬ŅPor qu√© tanto alboroto por un gusano? La raz√≥n es el per√≠odo en el que vivi√≥. El Hallucigenia pertenece a un per√≠odo conocido com la Explosi√≥n C√°mbrica. En esas fechas asomaron en nuestro planeta los primeros animales y, en muy poco tiempo, se diversificaron en la multitud de familias y especies que han evolucionado hasta nuestros d√≠as. Este peque√Īo gusano de apenas tres cent√≠metros es lo m√°s cercano que hemos encontrado al padre de todos los ecdisozoos, una amplia familia que hoy incluye desde los gusanos hasta los escorpiones. Todo un eslab√≥n perdido a su peque√Īa manera. [Nature v√≠a Science]

Advertisement

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter, Facebook o Google+ :)