Tener en un portátil la misma experiencia de juego que un PC y poder llevarlo contigo a todas partes. Nada de consolas. Es exactamente el sueño de muchos gamers, y Alienware lo quiere cumplir con ese nuevo equipo. Se llama Graphics Amplifier y consiste en una caja gráfica externa que, conectada al nuevo portátil Alienware 13, lo transforma casi en un PC de gama alta listo para jugar. El sueño es posible.

Advertisement

El Alienware 13, presentado oficialmente el pasado agosto, sale hoy a la venta en EE.UU., aunque no lo hará a nivel internacional hasta Noviembre. Es un portátil para jugar de 2,4 centímetros de grosor y 1,8 kilos de peso que viene en varias configuraciones. La versión más básica cuenta con pantalla de resolución 1366 x 768 píxeles y disco duro de 1 TB desde 999 dólares, aunque puedes llegar hasta una configuración con pantalla táctil de resolución 2560 x 1440 y discos SSD. Todos funcionan con Windows 8 o Windows 7 Pro.

Lo curioso es el "amplificador gráfico". Cuesta 300 dólares adicionales y se trata de una caja propietaria que, conectada al portátil, lo transforma en un desktop de gama alta listo para jugar a cualquier título intensivo en gráficos.

Advertisement

El Alienware Graphics Amplifier es compatible con tarjetas gráficas de la gama Nvidia GeForce GTX 600 o superior o AMD Raedon HD 5000 o superior. Se conecta al Alienware 13 por conexión propietaria USB/PCI-Express. Es decir, de momento solo es compatible con el Alienware 13, aunque Dell, que compró la compañía en 2006, asegura que pronto se podrá utilizar con otros portátiles Alienware. El Graphics Amplifier sale hoy a la venta en EE.UU. pero no se enviará hasta Noviembre, cuando saldrá también a la venta a nivel internacional.

Advertisement

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter, Facebook o Google+ :)