Si eres una de esas personas que siempre tiene el Bluetooth encendido en el móvil, es hora de analizar esa decisión.

Una vulnerabilidad conocida como BlueBorne fue descubierta esta semana por la empresa de seguridad Armis. Cuando los investigadores la explotaron pudieron infiltrar teléfonos como el Samsung Galaxy y el Google Pixel a través de la conexión de Bluetooth. También pudieron hackear un LG Sports Watch y un sistema de audio para coches.

Advertisement

No son los √ļnicos dispositivos vulnerables. Los iPhones y iPads que no han sido actualizados a iOS 10 tambi√©n pueden ser hackeados, junto con varios otros productos Android y esos fabricados por Microsoft y Linux. Un ataque BlueBorne supuestamente solo tarda 10 segundos y puede darle al hacker control de tu dispositivo si tienes el Bluetooth encendido aunque el aparato no est√© conectado a algo cuando empieza el ataque.

Google y Microsoft han lanzando parches de seguridad para eliminar esta vulnerabilidad esta semana. Si no has actualizado el software de tu m√≥vil en los √ļltimos d√≠as, debes de hacerlo ahora. De verdad, hazlo ahora.

Advertisement

No obstante, la situación nos permite centrarnos en un problema más grande: en primer lugar no deberías dejar tu Bluetooth encendido.

Seg√ļn Wired, cuando dejas tu Bluetooth encendido, est√° constantemente esperando a conectarse a otros dispositivos. Es genial cuando quieres sincronizar tu Fitbit o escuchar m√ļsica en tus auriculares inal√°mbricos, pero tambi√©n significa que aparatos o usuarios con malas intenciones pueden conectarse a ello. Si no lo est√°s usando, debes de apagarlo.

Advertisement

BlueBorne funciona de la siguiente forma. Primero, siempre está escaneando y buscando dispositivos con Bluetooth encendido. Cuando encuentra uno que tiene las vulnerabilidades relevantes, puede hackearlo rápidamente. Después de estar conectados, los hackers pueden tomar control del dispositivo y robar datos.

El ataque también se puede propagar de dispositivo a dispositivo. Así que aunque los hackers técnicamente tiene que estar dentro del rango de Bluetooth de tu teléfono (10 metros) para atacarlo, pueden estar un poco más lejos si hay otros aparatos infectados en el área.

A pesar de que esta vulnerabilidad específica ha sido arreglada, solamente es cuestión de tiempo hasta que salga algo similar.

Advertisement

Lo mejor que puedes hacer para protegerte es apagar tu Bluetooth cuando no lo estás usando. Si lo dejas encendido, Wired comenta que es como dejar una puerta de tu casa abierta. Sí, será más fácil entrar a tu casa si no cierras la puerta, pero también le estás facilitando el trabajo a ladrones que vienen a robar todo lo que tienes mientras no estás.