Es normal que las películas sean más largas antes de pasar por la sala de edición, pero hay algunos casos que se salen de la media. Blade Runner 2049 es uno de esos casos. El montaje original era tan largo que su director, Denis Villeneuve, valoró hacer dos películas independientes.

El dato nos llega del propio editor del film. En una entrevista a Provideo Coalition, Joe Walker explica:

Hay una pausa en mitad de la película que revela un dato sobre la historia: que está estructurada en dos mitades. Por un lado está la mitad en la que K descubre su pasado y ese descubrimiento es casi como una pérdida de la virginidad. A la mañana siguiente es una historia completamente diferente en la que se tratan conceptos como la búsqueda del creador o el sacrificio. Ambas mitades comienzan con un ojo abriéndose. Lo vemos al comienzo del film, y cuando Mariette despierta. Durante un tiempo jugamos con la posibilidad de dar diferente título a ambas mitades, pero lo descartamos. Esas dos mitades quedan aún marcadas en la película y hay muchos elementos visuales que las diferencian de forma deliberada. También el ritmo de ambas es diferente, como si se tratara de un sueño en el que te acercas inexorablemente a la verdad.

Al final, Villeneuve y Walker eliminaron una hora de metraje, y no habrá una edición especial que la recupere. Walker explica que la mayor parte del material eliminado son escenas de conexión y diálogos sin importancia. El propio director también dejó muy claro que la versión de Blade Runner que conocemos es la definitiva y única. [Provideo Coalition vía Screencrush]