Hoy la esfera terrestre es una imagen que todos tenemos grabada, pero hace solo 70 años ni siquiera estábamos seguros de qué aspecto tenía nuestro planeta desde el espacio. La primera fotografía se tomó un 24 de octubre de 1946, y fue posible gracias a un cohete nazi.

Sucedía en la base de pruebas de misiles White Sands, en Nuevo México. En los meses finales de la Segunda Guerra Mundial, Estados Unidos logró captar a decenas de científicos alemanes que aceptaron trabajar para el bando aliado a cambio de no ser acusados de crímenes de guerra. Entre esos científicos estaba, por ejemplo, el mítico Wernher von Braun, padre del Cohete Saturn V que se usó en el programa Apollo de la NASA. Además, Estados Unidos logró hacerse con muchas unidades de los cohetes V2 que los nazis estaban utilizando para bombardear Reino Unido.

Advertisement

Advertisement

La primera foto desde el espacio fue posible precisamente gracias a uno de estos cohetes. El ejército estaban probando la eficiencia de los motores de los V2 para usarlos en la carrera espacial y en armas de largo alcance. Los investigadores del proyecto aprovecharon para instalar cámaras.

La primera foto desde el espacio proviene de una vieja cámara Devry protegida por un armazón de aluminio. Se tomo a 104 kilómetros de altura, cinco veces más que la imagen a más altura tomada hasta esa fecha, que se obtuvo a bordo del globo aerostático Explorer II en 1935 y solo estaba a 22 kilómetros sobre el suelo.

Fred Rulli fue uno de los soldados que entregó la cámara a los científicos. El militar explicó a Air & Space magazine que los investigadores “se volvieron locos. Estaban dando saltos como niños”. No es para menos. [Air & Space magazine vía Motherboard]