Foto: AP Images.

Apple ha implementado nuevas reglas mucho más severas a su App Store, incluyendo una que prohíbe a los desarrolladores que compartan o vendan los datos de la agenda de contactos del móvil a otros, sin su consentimiento.

Muchas aplicaciones suelen pedir a los usuarios el acceso a su agenda de contactos por algún propósito, como “encontrar amigos” en una red social o juego, por ejemplo. No obstante, algunos desarrolladores recolectan estos datos para compartirlos con otras compañías o incluso venderlos. Las nuevas reglas de Apple evitarán esto, baneando a cualquier app que lo haga de la tienda virtual de aplicaciones. Por otro lado, Apple también obligará a los desarrolladores a pedir consentimiento a los usuarios para utilizar sus datos, incluso si en el pasado ya lo habían otorgado.

Apple, tras el escándalo de Cambridge Analytica y Facebook, parece querer implementar nuevas medidas de seguridad para proteger la privacidad de sus usuarios e incluso el rendimiento de sus dispositivos, por lo que ahora también prohíbe el minado de criptomonedas con iPhones y iPads. [vía Bloomberg]