El telescopio Hubble ha captado imágenes nunca vistas antes de un fenómeno espacial del que los astrónomos conocen todavía muy poco: los jets. Se trata de chorros de materia expulsados de un objeto compacto, como un agujero negro. El telescopio ha tomado imágenes de uno de estos jets en plena colisión interna de materia.

Advertisement

El fenómeno se ha captado en la galaxia NGC 3862, ubicada a 260 millones de años luz. Es la sexta galaxia más brillante conocida y una de las pocas activas con jets captados en luz visible. En el centro de esta galaxia hay un agujero negro supermasivo. Con imágenes tomadas por el telescopio Hubble durante las dos últimas décadas, la NASA y la ESA han elaborado ahora un vídeo en el que por primera vez se puede observar una colisión de materia en uno de estos jets expulsado del agujero negro. En la foto a continuación se explica muy bien (debajo puedes ver también el vídeo).

La foto central muestra dentro del pequeño recuadro el jet expulsado por el agujero negro, básicamente un gran chorro de materia asociado al disco de acreción del agujero. En la secuencia de imágenes de la derecha se ve aún mejor. La “X” es el agujero negro. En círculos se pueden ver varios núcleos de materia que van evolucionando a lo largo del tiempo. Dos de estos núcleos colisionan formando un masa de plasma aún mucho más brillante.

Advertisement

En este vídeo se puede ver la secuencia de imágenes repetida y cómo se produce la colisión entre esos dos nudos de materia:

Eileen Meyer, investigadora del Space Telescope Science Institute (STScI) en Baltimore, EE.UU., y quien ha compuesto la secuencia de imágenes a partir de las fotos de archivo del Hubble, explica que algo así nunca se había captado antes en forma de secuencia en el tiempo y en un jet expulsado de un agujero negro y una galaxia. “Esto nos ofrece una oportunidad única de ver cómo la energía de la colisión se disipa en radiación”, explica en un comunicado de la NASA.

Advertisement

El hallazgo, publicado hoy jueves en la revista Nature, ayudará también a entender mucho mejor cómo se forman y evolucionan estos chorros de materia o jets. Se sabe que contienen tanta energía y velocidad que en su observación desde la Tierra puede parecer que su velocidad es muy superior a la de la luz (en este caso su velocidad aparente es 7 veces la velocidad de la luz). Se trata en realidad de una ilusión óptica dada la perspectiva desde la que se observan y su velocidad, que en realidad sí se acerca a la de la velocidad de la luz pero por supuesto no la supera.

La evolución de la colisión de materia del jet se podrá analizar durante las próximas décadas y su observación supondrá un avance muy importante para entender este fenómeno astronómico y su mecanismo de formación. [vía NASA]

Advertisement

***

Psst! también puedes seguirnos en Twitter, Facebook o Google+ :)