Hace unas semanas te contamos por aquí la decisión del CERN de cerrar ese gigantesco invento, el Gran Colisionador de Hadrones (LHC). Básicamente, tiene que revisar todas y cada una de sus piezas y reparar alguna para que vuelva a su máxima potencia. Para aclarar los motivos exactos, el CERN ha publicado un fantástico vídeo (debajo) en el que explica, paso a paso, por qué ha tomado la decisión. Está en inglés, pero es fácil de seguir y ayuda a entender un poco mejor cómo funciona una de las grandes maravillas de la ingeniería jamás construida.

Crear el LHC no ha salido barato: ha costado unos 3.000 millones de euros. El acelerador se dise√Ī√≥ para funcionar con una energ√≠a total de 14 TeV (teraelectronvoltio), 7 TeV por cada haz de protones que se emplea en la colisi√≥n (el LHC permite detectar part√≠culas subat√≥micas chocando dos protones a una velocidad muy cercana a la de la luz).

Advertisement

Al poco tiempo de su construcci√≥n, sin embargo, los cient√≠ficos observaron que algunos componentes defectuosos impedir√≠an alcanzar ese nivel de energ√≠a. El choque del pasado a√Īo, de hecho, se desarroll√≥ a 8 TeV en total (4 TeV por haz), el m√°ximo que puede alcanzarse en su configuraci√≥n actual.

Estos dos a√Īos de mantenimiento permitir√°n que en 2015 el CERN pueda realizar pruebas de colisi√≥n a la m√°xima capacidad te√≥rica de la m√°quina. Todo esto, explicado a la perfecci√≥n, en el v√≠deo debajo. [CERN]

Click here to view this cds.cern.ch embed.