Imagen: Spencer Platt/Getty Images

Bhavesh Patel, de 39 a√Īos, estaba conduciendo su Tesla S 60 en la carretera M1 de Reino Unido el a√Īo pasado cuando se le ocurri√≥ una idea. Patel activ√≥ el piloto autom√°tico del coche y se movi√≥ al asiento del pasajero, dejando que el coche condujera solo a aproximadamente 64 km por hora. Un pasajero en el coche de al lado grab√≥ el incidente, y luego empezaron los problemas.

Advertisement

El pasajero subió el vídeo a las redes sociales. A continuación, el comportamiento de Patel se reportó a la policía, y este luego recibió una carta en la cual se le informaba que las autoridades le llevarían a juicio. Patel se declaró culpable de conducir de forma peligrosa en el tribunal St Albans Crown Court. Esta semana, el tribunal le suspendió el carnet de conducir por 18 meses y también le obligó a completar 100 horas de servicio comunitario. Además, Patel tendrá que pagar 1.800 libras a las autoridades.

En una entrevista con la polic√≠a, Patel admiti√≥ que lo que hab√≠a hecho era ‚Äútonto‚ÄĚ pero que su coche era capaz de hacer algo ‚Äúextraordinario‚ÄĚ. Patel afirm√≥ que el simplemente tuvo ‚Äúmala suerte porque me vieron‚ÄĚ.¬†

No obstante, en una declaraci√≥n al tribunal, un ingeniero de Tesla coment√≥ que el piloto autom√°tico estaba dise√Īado para proporcionar asistencia a un conductor atento.

Advertisement

‚ÄúLos conductores nunca deber√≠an depender en [el piloto autom√°tico] para reducir la velocidad de un Model S‚ÄĚ, dijo Tesla. ‚ÄúUno siempre debe mirar el camino en frente y debe estar preparado para tomar acciones correctivas en todo momento. No hacerlo puede resultar en heridas serias o hasta en la muerte‚ÄĚ.

Kirk Caldicutt, un investigador de la Hertfordshire Road Policing Unit, declaró que las acciones de Patel eran muy irresponsables y que podrían haber terminado en tragedia.

Advertisement

‚ÄúNo solamente puso su propia vida en peligro‚ÄĚ, dijo Caldicutt. ‚ÄúTambi√©n puso en peligro las vidas de otras personas inocentes que estaban usando la carretera ese d√≠a‚ÄĚ.

[The Independent]